Estado de la división del peso supermosca: campeones, aspirantes y eliminatorias (52,2 kg o 115 lb)

Daniel Pi
@BastionBoxeo

Juan Francisco Estrada

Campeón mundial WBA y “WBC”: Juan Francisco “El Gallo” Estrada 42(28KO)-3. México. Tres defensas del título WBC, ninguna del WBA.

En muchas ocasiones se considera que por lo general los grandes campeones mexicanos han surgido de debuts profesionales extremadamente tempranos no precedidos por carreras amateurs y que adquieren su desenvoltura en el oficio del pugilismo sobre la marcha y casi sin preparación previa. Sea esto cierto o no, ello no se aplica al mexicano Juan Francisco Estrada, para muchos un seguro futuro miembro del Salón de la Fama que se inició en el boxeo a los 9 años y que tuvo unos 100 combates amateur. Esta cifra, comparativamente con los mayores exponentes del pugilismo aficionado, puede parecer corta, pero si son pugnas con significado y utilidad pueden dar una muy buena base técnica, que en el caso de Estrada fue punto de partida para una evolución que le permitió cosechar larguísimas rachas de victorias y configurar una extraordinaria carrera.

Y es que desde que debutó en 2008 a los 18 años (algunos de sus compatriota debutan varios años antes de tener esa edad), Estrada sólo ha padecido tres derrotas en 45 pugnas, siendo la primera a los puntos ante un futuro monarca mundial como Juan Carlos Sánchez, ante el que se desquitó con un KOT unos meses más tarde. La siguiente le llegó por decisión en un combate memorable ante uno de los más grandes boxeadores de todos los tiempos de las categorías más bajas como Román “Chocolatito” González y la última por decisión mayoritaria en 2018 ante un Wisaksil Wangek entonces en un tremendo estado forma. Por lo demás, Estrada sólo ha sumado triunfos, llegando estos ante nombres como Brian Viloria, Milan Melindo (entonces invicto), Hernán Márquez, Giovani Segura, Carlos Cuadras (en dos ocasiones) o el propio Wangek. Así, en el palmarés del “Gallo” han quedado ya a sus 31 años, 10 victorias en campeonatos mundiales, coronas en el peso mosca y en el supermosca y cinco defensas como campeón unificado mosca.

Último combate y próximo duelo: Después de que los aficionados se mantuviesen en vilo durante años sobre la posibilidad de una revancha ante “Chocolatito” González, estos púgiles se vieron las caras finalmente el pasado marzo, terminando el encuentro en una victoria por decisión dividida de Estrada que levantó una enorme controversia. En base a ella se pusieron los cimientos para que fuese necesaria una tercera pugna, que se desarrollará hacia el mes de noviembre.

Juan Francisco Estrada y “Chocolatito” González ofrecieron extraordinario combate terminado con victoria dividida del “Gallo”

Defensa obligatoria WBA y estatus del cinto WBC: Dado que el Estrada-González II era una unificación WBA-WBC, “El Gallo” salió de su último choque como monarca unificado. En cuanto a la WBA, como número 1 del ranking está ubicado Chocolatito, de modo que sería de suponer que este boxeador recibiese la designación de aspirante obligatorio para el combate de octubre. Sea como sea, la Asociación ha anunciado ya oficialmente que Joshua Franco será retador mandatorio del ganador del Estrada-González III.

En cuanto a la WBC, Estrada tenía que haber hecho frente a una defensa obligatoria ante Wisaksil Wangek, pero el Consejo retorció sus normas y nombró al mexicano “campeón franquicia” para que pudiese eludir la puesta en juego mandatoria que el propio organismo había ordenado. En cualquier caso, mientras Estrada y Chocolatito vuelven a enfrentarse, a Wangek se le obligará a poner en riesgo su posición de retador oficial en una eliminatoria contra Carlos Cuadras, recibiendo el ganador un cetro de subcampeón. Teóricamente, los ganadores del Estrada-González III y del Wangek-Cuadras II deberán enfrentarse a continuación.

Jerwin Ancajas

Campeón mundial IBF: Jerwin “Pretty Boy” Ancajas 33(22KO)-1-2. Filipinas. Nueve defensas de su cinturón.

Si se valorasen exclusivamente número de defensas y tiempo de reinado actual, el campeón Ancajas perfectamente podría haber alcanzado la consideración de mejor boxeador de la categoría. Sin embargo, es casi imposible encontrar a alguien no filipino que le valore como el rey del peso supermosca actual. Esto es debido a la combinación de dos factores: la falta de pugnas ante oponentes de élite y recurrentes actuaciones por debajo de las expectativas. De todos modos, aunque muchos dicen estar decepcionados con él, la negativa tendencia que ha tomado su carrera no siempre estuvo presente, todo lo contrario.

Tras un buen recorrido amateur en la escena de su país (tuvo unos 100 duelos en esta modalidad), poco a poco despuntó como un muy prometedor púgil, dado que, aunque no logró victorias ante oponentes de primer nivel y aunque sufrió un tropiezo ante el exigente Mark Anthony Geraldo, su rendimiento fue creciendo hasta alcanzar un punto en el que dio muestras de maestría técnica, que se combinaban con su posición zurda y sus heterodoxos golpes. Por ello, algunos le llamaron “el nuevo Pacquiao” o el “heredero de Pacquiao”, muy precipitadas perspectivas que equivocadamente consideraron que empezaban a cumplirse cuando se coronó ante McJoe Arroyo en 2016 y encadenó cuatro defensas antes del límite, una de ellas en Reino Unido ante Jamie Conlan. No obstante, aunque todavía ha tenido algunos destellos, a partir de entonces empezaron a llegar actuaciones menguantemente convincentes contra Jonas Sultan, Alejandro Santiago Barrios (ante el que empató controvertidamente) y un Jonathan Javier Rodríguez con muy limitada experiencia de calidad.

Último combate: En su citada pelea más reciente en abril ante Rodríguez, Ancajas, desoyendo las peticiones de su entrenador, quiso intercambiar golpes en corta durante bastantes rounds, viéndose inmerso entonces en una altamente exigente y trabajada pelea en la que recibió un sinfín de golpes que podría haber evitado boxeando tácticamente. De ese modo, pese a la victoria, las críticas contra él siguieron expandiéndose.

El campeón supermosca Ancajas padeció dificultades para derrotar a Jonathan Rodríguez en intensa pugna, Stanionis venció a correoso Dulorme

Próximo combate: Como su pelea ente Rodríguez fue considerada la defensa obligatoria de este año, Ancajas tiene bastantes meses para acometer puestas en juego voluntarias. Por ello, y como está todavía reciente su fichaje con PBC, es de esperar que en unos meses le veamos sobre el ring de nuevo.

Kazuto Ioka posa tras derrotar a Francisco "Chihuas" Rodríguez

Campeón mundial WBO: Kazuto Ioka 27(15KO)-2. Japón. Dos defensas de su cetro.

El restante monarca actual en la categoría es Kazuto Ioka, un boxeador que ha experimentado en su trayectoria una montaña rusa en cuanto a su valoración, que ha estado en los más alto y en lo más bajo. Primeramente, Ioka tuvo un sólido bagaje amateur, logrando varios títulos nacionales en el ámbito de instituto y debutando como un insigne prospecto, sobre todo siendo su tío Hiroki Ioka, quien fuera campeón mundial del peso mínimo y del peso minimosca entre finales de los 80 y principios de los 90. Por ello, teniéndose mucha confianza en su potencial, se le apresuró hacia los grandes combates, disputando el título nacional profesional en su sexta pelea y su primer mundial en su séptima pugna, ganando ambos encuentros.

Este podría haber sido el inicio de una carrera espléndida, pero entonces las cosas no fueron tan brillantes como se preveían. Primero llegó una defensa ante un rival a medida (Veerawut Yuthimitr) y luego un controvertido triunfo ante Akira Yaegashi, considerándose que el apellido Ioka pesó mucho en el veredicto. Después se produjo la compra de un título secundario WBA minimosca en lugar de hacer frente al monarca absoluto Román González, defendiendo su falsa corona ante varios rivales modestos antes de hacerse con un muy polémico veredicto a los puntos como local ante Félix Alvarado. Este resultado sería sucedido por una derrota ante Amnat Ruenroeng y por otra controvertida victoria ante Juan Carlos Reveco, de nuevo por un título “regular” WBA en lugar de pelear contra el campeón real del organismo entonces, o sea Juan Francisco Estrada.

Por todo ello, escogiéndosele rivales a medida, decepcionando en su rendimiento, recibiendo el favor continuo de los jueces (en algunas ocasiones dieron cartulinas completamente escandalosas) y evitando a los miembros de la élite del momento (sobre todo a Chocolatito y Estrada), se comenzó a valorar a Ioka como a un sobreprotegido, como a un niño mimado del boxeo nipón al que se le daban facilidades que extraordinarios púgiles del país no recibían. Con todo, de repente todo cambió. Aparentemente por haberse convertido en un veterano del boxeo, el rendimiento de Ioka en el peso supermosca se disparó, venciendo a McWilliams Arroyo, perdiendo controvertidamente ante una figura como Donnie Nietes, imponiéndose con buenos detalles a Palicte y Cintrón y culminando todo ello con uno de sus mayores triunfos ante Kosei Tanaka, si bien todo esto fue sucedido también por su mayor escándalo.

Ante Tanaka se anotó un KOT en diciembre de 2020 que le hizo merecedor de un puesto en el top 10 libra por libra, si bien entonces se dio a conocer un positivo en control antidopaje de Ioka. La comisión de boxeo japonesa posteriormente negó el positivo con una de las más rocambolescas explicaciones de la historia en la lucha contra el dopaje, excusa que fue aceptada por los medios crédulamente pero que simplemente pareció una muestra de corrupción al más alto nivel.

Kazuto Ioka se libra de sanción por dopaje a causa de increíbles y extraños fallos en el tratamiento de las muestras

Último combate: El 1 de septiembre Ioka realizó una defensa obligatoria de su cinturón ante el aspirante mexicano Francisco «Chihuas» Rodríguez, púgil que ofreció una muy meritoria actuación y un encomiable esfuerzo pero que no logró evitar que el titular impusiese su astucia para hacerse con una victoria por decisión unánime.

Kazuto Ioka retuvo su cinturón mundial supermosca en exigente batalla ante bravo “Chihuas” Rodríguez

Próximo combate: De momento Ioka no tiene asignado quién será su siguiente adversario pero sí ha manifestado su deseo de unificar coronas contra Jerwin Ancajas antes de que termine 2021.

Quiénes no son campeones en el peso supermosca: Aunque la WBA está suprimiendo titulares secundarios, por el momento el estadounidense Joshua Franco todavía tiene el título “regular”, que no desaparecerá hasta que no acceda al mundial de pleno derecho de la categoría.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios