Filip Hrgovic

Filip Hrgović venció en el cuarto round esperpéntico combate ante Marko Radonjić

Daniel Pi
@BastionBoxeo

Wörthersee Stadion, Klagenfurt, Austria. Peso pesado.

Cuando un boxeador de récord inflado y sin ninguna experiencia de calidad se sube al cuadrilátero repentinamente en una prueba de fuego pueden suceder dos cosas, o que supere las expectativas de forma sorprendente o que sea aplastado, pasando esto último más habitualmente. Pues bien, en esta ocasión la norma se volvió a cumplir y el insigne prospecto croata del peso pesado Filip “Stone Man” Hrgović 13(11KO)-0 se deshizo del montenegrino, sin poner ni mínimamente a prueba, Marko “The Montenegro Hammer” Radonjić 22(22KO)-1(1) tras cinco knockdowns y una detención del choque en el cuatro round.

Sin prisas Hrgović fue estudiando y midiendo a su adversario con su jab y poquísimos directos o curvos zurdos en el primer round, intentando Radonjić hacerse respetar lanzando cruzados a la contra que eran muy imprecisos. Poco más sucedió antes de que en el segundo asalto un directo de Hrgović derribase a su rival. Entonces se sucedieron tres knockdowns más a pesar de que Radonjić a penas había recibido golpes claros. De hecho, incluso pareció que el púgil se dejó caer o que exageró las caídas. En cualquier caso, el combate llegó al tercer episodio, en el que el montenegrino visitó el tapiz por quinta vez tras un gancho zurdo abajo y otro arriba.

El cruce estaba tan deslucido y la actitud de Radonjić era tan extraña (a veces caía casi sin golpe y a veces bajaba los brazos intentando provocar), que Hrgović terminó dando una imagen pobre, lanzando golpes mal ejecutados, mal situado y con poca explosividad. Por ello, los espectadores pudimos sentirnos afortunados cuando el esperpéntico choque llegó a su fin tras el tañido inicial del cuarto episodio.

Después de que en una primera intentona los top 15 IBF rechazasen enfrentarse a él en una antesala mundialista del peso pesado, se dice que finalmente Eddie Hearn podría pactar en unos meses una eliminatoria entre Hrgović y Martin Bakole, boxeador que disputará un rodaje el próximo día 18 de septiembre. Con todo, dados los precedentes, habrá que mantenerse de momento algo escépticos hasta que llegue el anuncio oficial o, al menos, serias informaciones sobre el avance de las negociaciones.

De todos modos, ya sea contra Bakole o contra otro ranqueado, el hecho es que el croata no puede perder el tiempo con enfrentamientos como el sostenido ante Radonjić y que ha llegado el momento de afrontar un choque trascendental ante un clasificado con aspiraciones en el que luchar para ganarse el acceso obligatorio al mundial del peso pesado. Si vence ese duelo decisivo de forma convincente, Hrgović ya no deberá ser visto más como un boxeador en ascenso y prometedor sino como un contendiente con serias opciones de lograr proclamarse campeón mundial de la división máxima, aunque tras su actuación del viernes ante Radonjić seguramente muchos modifiquen un tanto las valoraciones que hacían del bronce olímpico y éste necesitará mostrarse tan dominador como pueda para intentar convencerlos de nuevo.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios