Cartel promocional del evento Guillermo Rigondeaux vs. John Riel Casimero

Previa: John Riel Casimero y Guillermo Rigondeaux combaten en campeonato mundial WBO del peso gallo

Daniel Pi
@BastionBoxeo

Haciendo una rápida recapitulación de los acontecimientos, primero el enfrentamiento entre John Riel Casimero 30(21KO)-4(1) y Guillermo Rigondeaux 20(13KO)-1(1) fue confirmado en el anuncio del calendario de eventos PBC/Showtime. Posteriormente, Rigondeaux fue sacado del encuentro de forma repentina para que Casimero se midiese a Nonito Donaire, estallando entonces una pugna vía redes sociales entre ambos boxeadores filipinos por los protocolos antidopaje. Esto finalmente desembocó en la cancelación del choque y en la reentrada en él de Rigondeaux, cerrándose de ese modo un círculo que tras semanas de disputas y resquemores dejó todo tal cual estaba en la casilla de partida.

Y es que este sábado, en la fecha originalmente escogida del 14 de agosto y contando con la prevista retransmisión de Showtime, Casimero y Rigondeaux se enfrentarán en un campeonato mundial WBO del peso gallo desde el Dignity Health Sports Park de Carson, Estados Unidos.

Da igual que se piense que Rigondeaux terminó siendo compensado por el destino por una injusticia cometida contra él, que se valore que Donaire se comportó como una persona íntegra al abandonar la pelea ante Casimero como protesta a sus faltas de respeto o, contrariamente, que se considere que Donaire es un hipócrita con oscuros secretos y que quería evitar o la pugna ante Casimero o una posterior revancha ante Rigondeaux que ha eludido durante años. El hecho es que, sea cual sea la opinión personal de cada uno, lo acontecido no se puede cambiar y debemos contentarnos con lo que tenemos, que no es poco, ya que Casimero y Rigondeaux deberían ofrecer un interesante choque de estilos y ni mucho menos está enterrada la posibilidad de que en 2022 se pueda crear una pugna indiscutida entre el ganador de este encuentro y el vencedor de una rumoreada unificación Inoue-Donaire.

Regresando al presente, y aunque el cubano no esté ya ni mucho menos en su mejor momento, la contienda tiene evidentes alicientes, puesto que un poderoso pegador como Casimero, que encadena seis victorias antes del límite, y un habilidosísimo púgil como Rigondeaux, que ha regresado a la lucha mundialista con dos importante victorias, se miden en un encuentro que genera incógnitas. Entre ellas destaca sobre todo una cuestión, siendo esta si el filipino podrá volver a encontrar una mano decisiva o si por el contrario se perderá en la técnica del “Chacal”.

A ojos de muchos la respuesta a esta pregunta es fácil, puesto que Casimero ha aplastado a gran parte de su oposición reciente con su explosividad y su contundencia, habiendo resuelto 11 de sus 12 últimas victorias antes del límite y habiendo sufrido sus únicas derrotas en un histórico recital de las trampas de Amnat Ruenroeng y la otra en una contendida pugna ante el retador mundial Jonas Sultan. Asimismo, Rigondeaux en los últimos tiempos se ha mostrado menos eficaz que en el pasado, ya que lejos de establecer dominios tácticos abrumadores tuvo una batalla intensa con intercambios ante Julio Ceja (en la que Rigondeaux iba perdiendo a los puntos antes de vencer por knockout) y un duelo ante Solís mucho más calmado pero en el que igualmente perdió más rounds de los que se esperaba.

De todos modos, aunque la consideración de quienes piensan que Casimero es favorito en el encuentro tiene mucho de racional y no sólo de comparación simple, hay aspectos que no deben ser minusvalorados. La derrota de Casimero ante Sultan llegó en el que quizás sea el combate más táctico que ha afrontado desde hace bastantes años, algo que resulta un negativo precedente de cara a un duelo ante un maestro de la eficacia defensiva, del control de los espacios y de la destreza para enfriar combates como Rigondeaux.

Por otro lado, a nadie le pasa por alto que Casimero en muchas ocasiones confía de más en su pegada y en su agresividad y que es un tanto bravucón. Es decir, cuando arremete con fiereza y alcanza con sus poderos ganchos a sus rivales, que se arrugan ante sus ofensivas, Casimero se crece, comienza a hacer gestos chulescos y todavía tiene más certezas de que podrá aplastar a su contrincante, encadenando sus agresivos ataques. Con todo, en las ocasiones en las que un adversario no se ha dejado alcanzar con facilidad o en las que le ha plantado cara, el nivel de amenaza de “Quadro Alas” ha decrecido notablemente.

Por ello, aunque doce rounds son mucho tiempo para que Casimero ofrezca sus envites y es posible que tarde o temprano pueda conectar un golpe decisivo ante un adversario que tiene fama de no tener el mejor de los encajes y que está yendo a menos en su carrera, si Rigondeaux logra frustrar a su oponente con sus certeros rectos, con sus esquivas agachándose y con su extraordinario equilibrio y sus magníficos reposicionamientos, la bola de nieve cuesta abajo que es en sus buenos momentos el tagalo podría deshacerse y convertirse en un amasijo de precipitación e inconsistencia ofensiva que dependería únicamente de sus manos aisladas para intentar hacer estallar la pugna.

Algunos han sugerido que Rigondeaux, aunque ha apuntado que va dominar con su habilidad, quizás pueda volver a intercambiar en corta para buscar sorprender o contentar al público, decisión estratégica que de ser la elegida podría traducirse en nefastas consecuencias para él por la fortaleza y la contundencia de un Casimero que no tardaría en sacar réditos si puede cargar todo su peso en los golpes.

Protagonismo del peso gallo
Los otros dos enfrentamientos que acompañarán al Casimero-Rigondeaux en la emisión de Showtime serán también en la categoría del peso gallo, poniendo ambos sobre el cuadrilátero a excampeones mundiales. Respecto al choque coestelar de la noche, este será entre el invicto estadounidense Gary Antonio Russell 18(12KO)-0 y el extitular mundial puertorriqueño Emmanuel «Manny» Rodríguez 19(12KO)-2(1), siendo evidentemente la intención del duelo poner a prueba a un prospecto en ascenso ante un adversario de la parte alta de la división.

Russell, hermano del campeón mundial pluma Gary Russell Jr. y del peso superligero Gary Antuanne Russell, quiere ser llevado por PBC a las pugnas ante la cúspide, pero en su presentación bajo los grandes focos ante el exmonarca Juan Carlos Payano no brilló, consiguiendo una cuestionada victoria por decisión técnica. Por su parte, Rodríguez es una muestra viviente de que las ordenes de revancha para compensar robos no sirven de nada, puesto que todavía no se ha materializado el duelo de desquite con el que el WBC le “obsequió” después de que los jueces le arrebatasen una clara victoria ante Raymart Gaballo.

Sea como sea, un Russell del que se dicen muy buenas cosas pero que todavía no las ha demostrado y un Rodríguez que tiene en su récord reciente dos derrotas, y que tiene sobre él la amenaza de ser convertido en piedra de toque por la industria boxística, se miden en un choque que sobre el papel tiene potencial para dejar buenos rounds y, sobre todo, para contestar de manera convincente varias preguntas respecto a ambos púgiles.

En cuanto al combate que abrirá la emisión, este será entre el exmonarca mundial estadounidense Rau’shee Warren 18(4KO)-3 y su compatriota Damien Vázquez 15(8KO)-2(1)-1, teniendo como objetivo la contienda intentar dar un empujón más en su reconstrucción al primero de ambos. Warren tuvo un reinado muy breve (sólo 8 meses) y en un momento en el que el peso gallo no contaba en su élite con el nivel actual, logrando su corona ante un Juan Carlos Payano que precisamente venció de forma muy amplia a Vázquez. Este resultado seguro que ha sido valorado por el matchmaker para escogerle a Warren un contrincante ante el que pueda lograr una nueva victoria que le siga estabilizando y que le permita apuntar a un cierre de año más ambicioso.

De todos modos, Vázquez mostró en su última pelea mucha voluntad aguantando diez rounds ante el muy agresivo Brandon Figueroa, que posteriormente terminó en siete asaltos con Luis Nery, así que debería ofrecer también un esfuerzo tenaz ante Warren, que tendrá que evidenciar toda la solvencia y la capacidad de definición que estén en su mano si quiere que se le den posibilidades en las pugnas más importantes en la división del peso gallo.

Estos tres enfrentamientos serán emitidos en Estados Unidos por Showtime el sábado desde las 22:00 ET/19:00, las 4:00 de la madrugada del sábado al domingo en hora española.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios