Imagen del ucraniano Zorovar Petrosyan tras su triunfo ante Ravshanbek Umurzakov

Petrosyan venció guerra contra Umurzakov, Liashkov derrotó al exigente Zalilov

Daniel Pi
@BastionBoxeo

Academia de boxeo de RCC, Ekaterimburgo, Rusia.

Tras una absurda desconexión de la emisión de YouTube, la velada rusa de este sábado continuó desde vk.com con el crucial combate del peso ligero entre el uzbeko Ravshanbek Umurzakov 10(7KO)-2(1) y el ucraniano Zoravor Petrosyan 10(4KO)-0, espectacular duelo repleto de ritmo e intensos cruces de golpes que finalmente se saldó con la victoria unánime de Petrosyan.

Desde el tañido inicial Petrosyan se arrojó sobre su adversario con tenaces combinaciones de curvos, conectando manos contundentes pero recibiendo también fuerte respuesta de Umurzakov, que ni mucho menos se arrugó. Por ello el combate dejó intensos intercambios de golpes de forma continuada que dieron forma a una batalla de desgaste desde la distancia corta y media-corta. Esto suponía que, más que por la notable destreza que ambos púgiles poseen, el encuentro se iba a decidir en base a quién podía aguantar mejor los golpes rivales y el ritmo de la contienda.

Hasta la mitad de la pugna las acciones estuvieron muy igualadas, pero posteriormente la explosividad de Petrosyan fue marcando mejor la diferencia ante un Umurzakov que pareció acusar más el desgaste y que difícilmente podía igualar a ojos de los jueces las veloces series de hooks de su oponente. Es más, en el séptimo round, cuando parecía que Umurzakov estaba consiguiendo un segundo aire, el uzbeko fue sacudido por los uppercuts y directos de Petrosyan, que contestando con fiereza al último intento de reacción de su oponente certificó su victoria.

También logró un triunfo decisivo el prospecto Evgenii Liashkov 7(1KO)-1(1), que se anotó el mayor éxito de su carrera hasta la fecha venciendo de forma unánime al duro y exigente kazajo Yerzhan “Rocket” Zalilov 11(5KO)-3-1.

Liashkov tuvo un gran comienzo, apoyándose en una notable agresividad y estremeciendo a su oponente con un gancho zurdo en el asalto inicial, padeciendo además Zalilov en el round posterior un corte en torno a su ojo izquierdo que sangró durante todo el combate. Aunque a Zalilov no le faltó voluntad para lanzar contraofensivas o para sacar astutas manos en diversas situaciones, Liashkov estaba muy acertado en sus tareas ofensivas, alcanzando a su contrincante con directos y ganchos zurdos en frecuentes ataques y contestando a las arremetidas rivales con precisos contragolpes. De ese modo el ruso fue amasando una ventaja en las puntuaciones, que no se redujo cuando cayó en el quinto round, puesto que el árbitro vio acertadamente que Zalilov le había pisado durante el proceso del derribo.

Inevitablemente teniendo en cuenta el alto ritmo inicial, la pelea se enfrió un tanto en la segunda mitad, volviéndose más contendida por las habilidades elusivas de Zalilov y por su experiencia e inteligencia. Sin embargo, Liashkov siguió encontrando el camino para sus buenos golpes de poder en directo y hook, sobre todo cuando en el séptimo round su adversario sufrió un nuevo corte alrededor de su otro ojo, brecha que además de dificultar su visión terminó de desmoralizarle.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios