Cartel promocional del evento Joshua Buatsi vs. Ricards Bolotniks

Previa: El duelo semipesado entre el invicto Buatsi y el enrachado Bolotniks cierra el Fight Camp de Matchroom Boxing

Daniel Pi
@BastionBoxeo

Desarrollándose durante las intensas semanas deportivas de los Juegos Olímpicos y teniendo menos choques de calibre que la edición inaugural, quizás para muchos la segunda temporada de Fight Camp no haya resultado tan memorable como la primera, pero de todos modos ha dejado interesantes duelos, algunos con notables consecuencias, y ha llegado ya la hora de que esta serie se despida hasta probablemente 2022. La conclusión se producirá el próximo sábado, de nuevo en la sede central de Matchroom Boxing, con la llamada semana 3, la que contará como combate estelar con el enfrentamiento del peso semipesado entre el invicto prospecto británico-ghanés Joshua Buatsi 14(12KO)-0 y el durísimo letón Ricards Bolotniks 18(8KO)-5(3)-1.

Esta será una prueba de fuego antes de los duelos contra la élite para Buatsi, que encarará sobre el papel el que es el mayor choque de su carrera hasta la fecha en cuanto a dificultad. Dicha afirmación puede resultar sorprendente de entrada, pero con cierto análisis queda demostrada.

Buatsi, olímpico en 2016, tuvo en sus nueve primeros combates profesionales rivales asequibles (con cierta creciente dificultad) para irse adaptando al pugilismo profesional. Su primer oponente relevante fue Liam Conroy, boxeador con el que terminó en tres rounds y que fue también batido por los tres últimos púgiles a los que Bolotniks se ha enfrentado como parte del torneo Golden Contract de MTK: Steven Ward, Hosea Burton y Serge Michel. Tras Conroy, Buatsi se midió a piedras de toque que ascendían del peso supermedio como Marco Antonio Peribán y Ryan Ford, siendo este último noqueado por él en un número de rounds muy similar al que necesitó el citado Michel. Finalmente, Buatsi encaró peleas ante dos invictos pero faltos de experiencia de calidad como Marko Calić y Daniel Dos Santos, quienes sustentaban sus récords ante boxeadores muy modestos.

Así, dicho esto, el sábado Buatsi dará un paso adelante evidente midiéndose a Bolotniks, un boxeador enrachado (siete victorias seguidas), fuerte y de notables dimensiones (estuvo militando en el peso crucero), que tiene una pegada nada despreciable y que está en un gran estado de forma, habiendo sumado sus cuatro mayores victorias en sus últimos cuatro duelos batiendo al invicto ruso Sergei Ekimov antes de los triunfos sobre Ward, Burton y Michel que le supusieron ganar el Golden Contract. Si a todo esto sumamos que Bolotniks ha escalado con dichos éxitos hasta el posicionamiento de 3º WBA, 5º WBO y 6º IBF, este es para Buatsi un reto definitorio ante otro alto clasificado como él que quiere disputar un mundial próximamente.

Con una victoria Buatsi, más allá de mejorar su ranking de 2º WBA, 3º IBF (virtualmente 2º), 4º WBC y 7º WBO, demostraría que está preparado para intentar encarar los mayores retos en la división y aumentaría todavía más su prestigio, a pesar de que ya se le considera uno de los más destacados aspirantes de la división. De todos modos, teniendo en cuenta que Bolotniks es desconocido para parte del público y que se mide como visitante a la que muchos consideran una estrella en ascenso, Buatsi parte como favorito con una notable diferencia (se pagan en torno a 6 o 7 euros por la victoria del letón).

Cuando Buatsi ha presionado ha sido muy certero y peligroso, llegando sus únicos apuros notables hasta la fecha en los cruces de rectos tácticos ante un Calić que le provocó problemas en un ojo. Con todo, teóricamente Bolotniks es un boxeador que prefiere tomar la iniciativa e intentar arrinconar y usar su fortaleza en corta ante sus adversarios, por lo que en principio a Buatsi le debería tocar decidir esta vez entre intentar mantener el terreno y exponerse a devolver el fuego o, más probablemente, a usar sus piernas acompañadas por sus directos para reconducir el peligro y llevarse la mejor parte.

Dado que Bolotniks es capaz de generar daños repentinos con sus martillazos y Buatsi no es invulnerable (por duro que pueda llegar a ser, no hay boxeador que sea inmune a los daños), lo lógico sería que evitase cruces de golpes, que supondrían amenazas absurdas incluso aunque pudiese marcar la diferencia en ellos por técnica y explosividad. Por otro lado, si se muestra dinámico y activo con sus rectos debería poder explotar tanto su ventaja en velocidad como los huecos defensivos dejados por un Bolotniks algo frontal e imponerse a menor riesgo. Con todo, a veces los púgiles sienten la necesidad de intercambiar para intentar reivindicarse por uno u otro motivo, así que, visto lo visto en otras peleas importantes, tampoco debería resultar sorprendente si Buatsi elige el camino difícil en lugar del fácil y lucha en la distancia media más de lo que debería para intentar buscar una victoria que sea una declaración de intenciones.

Cartel promocional del combate Michael McKinson vs. Przemyslaw Runowski

McKinson, Cordina, Ford, etc. en el respaldo
El orden definitivo de los combates del respaldo de esta velada posiblemente no se conocerá hasta después del pesaje, quedando además algunos huecos por completar en el cartel, de modo que no se puede asegurar totalmente qué choques serán parte de la emisión de DAZN. En cualquier caso, el hecho es que es que el hilo conductor de las peleas de acompañamiento del Buatsi-Bolotniks será la aparición de prospectos con aspiraciones que disputan rodajes y peleas de desarrollo ante oponentes más o menos exigentes pero que por lo general no bajan en las apuestas de los 12€ por euro apostado.

Uno de los presentes en la cartelera principal será el peso wélter Michael “The Problem” McKinson 20(2KO)-0, 4º WBO que, tras anotarse el triunfo más relevante de su carrera hasta la fecha ante Chris Kongo el pasado marzo, volverá a subirse al cuadrilátero para afrontar su primer duelo pactado a doce rounds ante el competente polaco Przemyslaw Runowski 19(5KO)-1. El visitante Runowski sólo ha sufrido una derrota en toda su carrera, y esta fue ante Josh Kelly, contra quien aguantó los diez asaltos a pesar de varias caídas, de modo que teóricamente es un oponente que debería servirle a un McKinson con un pobrísimo 10% en victorias antes del límite para añadir asaltos a su bagaje. Sea como sea, en principio el boxeo sin iniciativa del zurdo local debería permitirle lograr una decisión ante un rival combativo pero con limitados recursos.

Otro de los boxeadores que tiene programado pelear a doce rounds es el 14º WBC del peso gallo Ukashir “Untouchable” Farooq 15(6KO)-1, quien cuatro meses después de su victoria en una dura pugna ante Alexander Espinoza se medirá al mexicano Luis Gerardo “La Sombra” Castillo 28(18KO)-2, cuya única derrota reciente llegó ante un Rosendo Guarneros que por dos veces derrotó como visitante al británico Tommy Frank. Dado que Castillo ha logrado muchas de las victorias ante oponentes de récord negativo y no tiene triunfos destacables, el hábil Farooq es evidente favorito, aunque después de lo visto en la guerra ante Espinoza en esta ocasión le convendría evitar los intercambios si no quiere correr el riesgo de ser otro de los púgiles sorprendidos por un mexicano.

En principio serán a diez asaltos los combates que afrontarán los imbatidos Joe Cordina y Raymond Ford. En el caso del británico Cordina 12(7KO)-0, tras pasar por más dificultades de las esperadas en sus dos últimas contiendas, pugnará en el peso superpluma contra el estadounidense Joshuah Hernández 10(8KO)-3(1), que aguantó todos los rounds ante el prospecto Chris Colbert y que estuvo cerca de dar la sorpresa ante el imbatido Giovanni Mioletti. Por otro lado, el también estadounidense Ford 8(4KO)-0-1 intentará dejar atrás el empate de su última pelea ante Aarón Pérez combatiendo en el peso pluma contra el siempre exigente británico Reece “Bomber” Bellotti 14(12KO)-4(1), cuyos tres tropiezos recientes llegaron ajustadamente ante buenos boxeadores como Ryan Walsh, Francesco Grandelli y Jordan Gill.

Si bien se ha apuntado a que el peso superpluma Zelfa Barrett realizará un rodaje ante un rival por anunciar en el comienzo de la cartelera, lo que sí está confirmado es que el peso supergallo Ivan “Hopey” Price 4(1KO)-0 se enfrentará a su primer rival invicto midiéndose al italiano Claudio Grande 5(3KO)-0.

El inicio de la emisión de DAZN de esta cartelera está programado para las 20:00 en España, las 19:00 en Reino Unido y las 14:00 ET/11:00 PT en Estados Unidos.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios