Previa: El excampeón mundial Shawn Porter preparará mayúscula pugna enfrentándose al invicto Formella

Daniel Pi
@BastionBoxeo

A muchos no les gusta como boxea, por cómo llega a embarrar los combates y recurre a acciones antirreglamentarias, y a otros tantos no les gusta cómo es fuera del ring, llegando a afirmar otros púgiles norteamericanos con desdén que no es tan duro como ellos al no tener una “actitud callejera”. Pero difícilmente se podrá tomar en serio a alguien que afirme que el excampeón mundial Shawn Porter 30(17KO)-3-1 no es uno de los más complicados peso wélter tras la tremenda batalla que ofreció al para muchos número 1 de la división y top 10 de todos los pesos Errol Spence.

En su última subida a un ring en septiembre, y tras una actuación poco convincente ante otro complicadísimo boxeador como Yordenis Ugás, Porter puso contra las cuerdas a Spence planteando una guerra repleta de intercambios en corta, encuentro en el que al final salió derrotado por ajustadísima decisión dividida y algo de polémica. Y es que no fueron pocos los que pensaron que Porter pudo hacerse con el triunfo por un punto y que Spence simplemente se había llevado el triunfo por ser el favorito, con aspiraciones y mejor valoración.

Sea como sea, se piense o no que mereció el triunfo, después de haber vencido a púgiles como Danny García, Devon Alexander, Paulie Malignaggi o Adrien Broner (cuando estaba en un buen momento) y haber caído por la mínima ante Errol Spence, Keith Thurman y Kell Brook, Porter se ha afianzado como un miembro de la élite que aspira a cualquier combate en la categoría del peso wélter y que ante nadie partiría excesivamente alejado en las apuestas.

Así, el nombre de Porter se baraja en toda conversación sobre futuros duelos en el peso wélter, destacado entre todas las opciones rumoreadas un posible choque contra Crawford y revanchas contra Thurman o Spence. Logre alcanzar uno de estos choques o se tenga que conformar con un objetivo menos ambicioso, Porter necesita poner fin a una inactividad de 11 meses, por lo que este sábado se enfrentará al invicto alemán Sebastian Formella 22(10KO)-0 en el Microsoft Theater de Los Ángeles, Estados Unidos.

La pelea será una eliminatoria WBC, ya que Porter es número 1 de ese organismo y en teoría aspirante oficial, y una semieliminatoria IBF por el 2º puesto en el ranking por detrás del ganador del Lipinets-Abdukakhorov. Dicho de otro modo, que tanto por un lado como por el otro está al acecho del mundial contra el monarca unificado WBC-IBF Errol Spence.

En el aspecto deportivo, Porter será claro favorito para imponerse este sábado a Formella, ya que el visitante, que afrontará de lejos el mayor combate de su carrera hasta la fecha, ha mostrado problemas para lograr triunfos amplios ante púgiles que a duras penas podían poner el pie en el top 15 de alguno de los organismos. Así, enfrentándose a un miembro de la cumbre por primera vez, además uno con un boxeo muy difícil de superar, no se espera que Formella pueda lograr salir con el brazo en alto.

No obstante, Porter debe tener clara una cosa: no puede realizar, como en algunas ocasiones, un combate pausado, desde la distancia larga y apoyado en meros jabs. En ese escenario, Formella, que es un púgil dinámico y elusivo, podría mantener la pugna mucho más disputada de lo esperado con su velocidad y sus esquivas de cintura, volviéndose a mermar la valoración del estadounidense. Sin embargo, si Porter vuelve a desplegar un boxeo agresivo, sumerge la pelea en la distancia corta y se apoya en sus fuertes combinaciones de curvos, su rival debería verse sobrepasado a la vez que su resistencia es puesta a prueba de forma determinante.

Un muy buen respaldo
Este evento organizado por Premier Boxing Champions es, junto a la velada de Fight Camp de Matchroom Boxing, uno de los dos mejores carteles de la semana, destacando especialmente dos enfrentamientos, de los cuales el más interesante es el choque del peso superwélter entre el gigante estadounidense Sebastián Fundora 14(9KO)-0-1, de 1,97 m (6’ 5½”) de altura, y el fogueado jamaicano residente en Estados Unidos Nathaniel Gallimore 21(17KO)-4-1.

Muchos sienten que la estatura de Fundora es excesiva para un peso superwélter y que de un momento a otro, por la desmedida deshidratación, un púgil le quebrará, no convenciéndoles nada la actuación que tuvo ya ante Jamontay Clark y Daniel Lewis. De todos modos, Fundora sigue adelante y este fin de semana se enfrentará a su rival más difícil hasta la fecha, un Gallimore que logró noquear al actualmente campeón unificado Jeison Rosario y que sólo ha sufrido derrotas recientes a los puntos ante otro monarca unificado como Julian Williams, contra un titular mundial actual como Patrick Teixeira y ante el número 1 WBC y exretador mundial Erickson Lubin. Por ello, Gallimore es un test trascendental para mostrar si Fundora está listo para encarar combates en la cumbre de la división.

Por otro lado, el prospecto cubano Liván Navarro 11(7KO)-0 disputará una prueba de gran importancia para su avance enfrentándose en el peso wélter al competente estadounidense Justin DeLoach 18(9KO)-4(2), púgil con varias victorias meritorias que sólo ha sufrido derrotas recientes contra adversarios como el propio Gallimore, Jeison Rosario y el entonces invicto Terrel Williams (de forma dividida).

Estos enfrentamientos serán televisados en Estados Unidos por FOX desde las 20:00 ET/17:00 PT, las 2:00 de la madrugada del sábado al domingo en hora española.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios