Imagen del enfrentamiento Zaur Abdullaev vs. Dejan Zlaticanin

Zaur Abdullaev logró su tercera victoria consecutiva desde la derrota ante Haney batiendo al excampeón mundial Zlaticanin

Daniel Pi
@BastionBoxeo

Academia de Artes Marciales de RCC, Ekaterimburgo, Rusia. Peso ligero.

Cerrando la velada de RCC Boxing Promotions de este sábado, el peso ligero ruso Zaur Abdullaev 14(8KO)-1(1) logró extender a tres su cadena de triunfos derrotando al exmonarca mundial montenegrino Dejan Zlaticanin 24(16KO)-3(2), que tuvo tesón y valentía para lograr llegar a terminar el combate sin tocar la lona pero que fue vencido por clara decisión unánime.

Como en tantas otras ocasiones en su carrera, Zlaticanin tuvo que lidiar con una importante desventaja en estatura, algo que trató de compensar, como siempre, acortando los espacios al inicio e intentando trabajar con golpes de poder curvos. No obstante, pese a su trabajo, también se encontró con uppercuts a la contra y, con el paso de los minutos, con secos jabs de un Abdullaev que comenzó a crear espacios anticipándose.

Aunque no pudo contener totalmente la acometividad de su oponente, Abdullaev sí terminó imponiendo en gran medida sus directos para mantener el centro del ring y, más tarde, incluso para tomar la iniciativa. El montenegrino necesitaba un ajuste, dado que siendo cada vez más acercado a las cuerdas el encuentro se presentaba muy negativo para sus intereses pero, al margen de conseguir distanciarse un tanto del ensogado, no logró revertir la tendencia de duelo.

Hacia la mitad, Zlaticanin probó suerte con una nueva ofensiva en corta, pero no pudo sostenerla, así que volvió a ser alcanzado por los jabs, los ganchos de mano adelantada, los uno-dos y los uno-dos-hook de su oponente. En concreto, los hooks al hígado lanzados por Abdullaev estaban llegando con mucha claridad y considerable frecuencia contra el zurdo Zlaticanin, que parecía viable que terminase cayendo por la acumulación de estos puños, pero el visitante los resistió todos, incluso aunque por momentos, como en el décimo asalto, daba signos evidentes de dolor. De todos modos, a pesar de que no logró una caída por el coraje de su rival, el trabajo metódico y sólido de Abdullaev le hizo merecedor de la victoria de forma muy clara.

Teniendo en cuenta que Devin Haney es un boxeador que está en boca de muchos púgiles, parece improbable que Abdullaev pueda ver cumplido su deseo de recibir una revancha ante él a no ser que la ordene el WBC o que pueda conseguir un triunfo ante un púgil muy conocido por el gran público. Por otro lado, el peso ligero está muy contendido en su cumbre y antes de poder llegar a lograr una oportunidad obligatoria tendrá que superar seguramente una pugna eliminatoria oficial o extraoficial que no tiene ni mucho menos garantizado vencer. En cualquier caso, Abdullaev se ha recuperado bien de su tropiezo ante Haney con tres victorias y ha cumplido su parte para volver a situarse en la parte alta del ranking y para apuntar a un combate crucial que posiblemente le llegue ya en 2022.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios