Tim Tszyu

Tim Tszyu volvió a vencer antes del límite, el filipino Noynay sumó otro triunfo como visitante ante un invicto

Daniel Pi
@BastionBoxeo

Newcastle Entertainment Centre, Newcastle, Australia. Campeonato por el vacante cinto de la Commonwealth del peso superwélter.

Una vez más el prometedor peso superwélter australiano Tim “The Soul Taker” Tszyu 19(15KO)-0 volvió a encabezar en su país un evento en PPV con miles de espectadores y una vez más logró un triunfo antes del límite, con el que se consolidó como número 1 WBO y como otro posible aspirante obligatorio del ganador del combate de unificación total de la división Charlo-Castaño. En esta ocasión su oponente fue el sustituto avisado con escasa antelación Steve Spark 12(11KO)-2(1), que sucumbió en el tercer round.

De todos modos, aunque los pronósticos se cumplieron y aunque Tszyu volvió a dar muestras de su tremenda capacidad ofensiva, lo cierto es que en el primer asalto fue alcanzado por algunas manos claras de un Spark que con algún jab, directo o uppercut aprovechó los huecos que dejaba su rival en su ímpetu ofensivo. Aun así, en ese round Tszyu ya conectó duros cruzados de mano adelantada que en el segundo asalto dieron paso a ofensivas contundentes en las que presionó y alcanzó a su contrincante con uppercuts y ganchos al torso, entre otros puños. Pese a quedar afectado por algunos de los golpes, el tenaz Spark intentó responder en los cruces, llegando con algunas manos que ni por asomo igualaban en potencia a las de su adversario.

Finalmente, tras perderse algo de tiempo al derramarse un cubo repleto de hielo desde la esquina de Spark, teniendo que ser retirados los pedazos antes de que comenzase el siguiente asalto, se llegó a un tercer episodio que sería el definitivo. Con uppercuts y hooks a la cabeza acompañados por puntuales pero potentes ganchos al hígado, Tszyu fue preparando el primer knockdown, que precisamente llegó con curvos al rostro sucedidos por un hook zurdo al torso. El no favorito Spark se levantó y, equivocada pero valientemente, intentó mantener el centro del ring, si bien un nuevo gancho al cuerpo le derribó por segunda vez y llevó a la detención del combate por parte del árbitro.

No se puede negar que Tszyu es un boxeador realmente peligroso y con muchos y buenos recursos ofensivos. Con todo, tampoco resulta conveniente sobredimensionarle, ya que, pese a cierta arrogancia mostrada por el púgil tras el combate, varios hematomas visibles en su rostro en las entrevistas post-pelea eran la muestra palpable de que de nuevo se expuso a los golpes rivales y corrió riesgos innecesarios por su afán de atropellar. Por otro lado, aunque está teniendo un muy buen rendimiento y está dejando una notable imagen lo cierto es que todavía no se ha medido a un peso superwélter de la cumbre, de modo que todavía restan en el aire preguntas que sólo serán respondidas de forma determinante cuando le llegue una pugna trascendental.

Sea como sea, Tszyu proyecta que su próximo combate probablemente no será ya en Australia por primera vez en su carrera, pudiendo ser que pelee en Estados Unidos, como mínimo, a la espera de un acceso al mundial. Como sucede con los demás aspirantes obligatorios de la división, Tszyu necesitará paciencia y estar muy atento al choque Charlo-Castaño, dado que, ya sea enfrentándose al ganador, peleando por el cinto vacante WBO ante Magomed Kurbanov o afrontando un exigente duelo de preparación ante Liam Smith (al que citó tras el combate) u otro adversario, cada vez está más cerca el momento de la verdad en esta primera fase de su trayectoria.

Wilson fue noqueado por Noynay
Mucho se está diciendo que el prospecto australiano del peso superpluma Liam Wilson 9(6KO)-1(1) padeció una sorpresa ante el filipino Joe “Jaw Breaker” Noynay 19(8KO)-2-2, si bien el resultado no estuvo totalmente en el terreno de lo imprevisto. Y es que después de noquear en Japón al entonces imbatido bronce olímpico Satoshi Shimizu y lograr un empate por decisión técnica ante el excampeón mundial Kenichi Ogawa, Noynay había mostrado enorme peligro y era evidente que Wilson encaraba un grandísimo salto adelante en el que perfectamente podía quedarse corto.

Así fue, puesto que ya en el primer round la temible izquierda del zurdo tagalo derribó a Wilson, que se levantó y que, de hecho, en los siguientes rounds mantuvo la iniciativa, presionó y conectó buenos uno-dos-hook o ganchos zurdos enlazados con directo. Sin embargo, el más experimentado Noynay supo gestionar estos ataques y aguardar su momento, que llegó finalmente a través de nuevos zurdazos que dañaron al local, quien terminó padeciendo un knockdown tras nuevas andanadas. En la reanudación las series del visitante siguieron llegando y el púgil volvió a caer, prolongándose algunos minutos más el encuentro hasta que las izquierdas de Noynay tiraron por cuarta vez al hasta ahora invicto y llevaron al tercer hombre a parar el encuentro en el quinto asalto.

A la vez que sus persistentes resultados positivos como visitante han demostrado que Noynay es un peso superpluma de gran nivel, el púgil podría acceder al top 5 WBO desde su posición de 7º, pareciendo que las grandes promotoras harían bien en estudiar incluirlo en alguno de sus eventos.

Otros resultados de la velada
La velada del Tszyu-Spark dejó también la segunda victoria del fogueado peso superwélter Wade Ryan 19(7KO)-9(1) sobre Troy O’Meley 11(2KO)-2, que en la revancha en lugar de imponerse de nuevo por decisión divida logró un KOT en el sexto episodio que le afianza en una racha en la que ha conseguido sus tres mayores victorias consecutivamente. Por otro lado, el peso wélter Sam Ah See 14(7KO)-0-1 tuvo un breve retorno tras seis años de parón, puesto que batió al extop 15 Czar Amonsot 35(22KO)-6(4)-3 en un solo episodio.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios