Mateusz Masternak – Stivens Bujaj (21/10/2017)

Prudential Center, Newark, Estados Unidos. Peso Crucero.


Como ambos boxeadores estaban posicionados en la lista WBC y combatían en el respaldo de un duelo que formaba parte del mayor torneo que el peso crucero ha vivido nunca, las World Boxing Super Series, tanto Masternak como Bujaj se jugaban muchísimo, más aún si tenemos en cuenta que se dibujan en el horizonte choques trascendentales para los púgiles de sustitución inscritos en las WBSS. Así, en esta situación, el que puede ser el boxeador de la élite más infravalorado de la categoría, el polaco Masternak, ofreció una esplendida actuación para reivindicarse.


Usando el que puede ser el mejor 1-2 de la división, Masternak no dio margen de maniobra a Bujaj, al que atacó con tenacidad y firmeza también usando su jab y su gancho de mano adelantada. A diferencia de su pelea ante Kubich, Masternak parecía mucho más ágil, veloz e incluso hábil, por lo que, con excelentes cambios de línea sucedidos por fuertes hooks de izquierda, logró muy pronto desbordar ofensivamente a su oponente. 

Sin duda, Bujaj tenía la voluntad de ofrecer respuesta y sus ofensivas, si bien no tan certeras, no dejaron de ser lanzadas, por ejemplo con el gancho de mano adelantada, pero por la solidez al ataque de su rival y su constante hostigamiento con sus directos se veía obligado incesantemente a agacharse, exponiéndose a los golpes descendentes de “Master”. Además, la buena gestión de los espacios de Masternak hacía que las arremetidas del albano Bujaj se quedasen cortas mayoritariamente, viendo agravados sus problemas para encontrar su distancia por la mayor altura de su oponente.


Por ello, el desarrollo de la pelea llevó a que la cualidad de Bujaj que más destacase fuese su encaje, siendo objetivo de los repetidos jabs sucedidos por derechazos de Masternak. De todos modos, siendo acechado sin descanso, finalmente, su resistencia se vio colmada, recibiendo en el séptimo asalto un 1-2 que impactó en su sien izquierda y lo arrojó a la lona. Tras la cuenta, Masternak buscó el desenlace con uppercuts, directos y hooks al torso, aunque Bujaj llegó a la conclusión del round. Aun así, su castigo iba en aumento y sus energías en retroceso, de modo que desde su esquina se decidió, acertadamente, abandonar el combate.


Con este triunfo Mateusz Masternak 40(27KO)-4(1) demostraba una vez más que sus logros no están al nivel de sus virtudes y que es uno de los retadores más complicados de la actualidad en un peso crucero que vive actualmente su edad de oro. Al margen de su derrota ante el que posteriormente fue campeón mundial Grigory Drozd, sus tropiezos ante Kalenga, Muller y Bellew fueron sumamente controvertidos y Masternak, de haber podido combatir como local y no haber padecido veredictos sesgados, podría haber llevado su carrera a una posición diametralmente opuesta. En cualquier caso, Masternak siempre ha plantado dura batalla a todos los oponentes de la cumbre que se le han puesto delante y parece evidente que podría haber ofrecido en los cuartos de final del torneo mayores dificultades a los campeones que los otros retadores asignados. Sea como sea, si se cumple lo que parece sugerirse, lo lógico es que, como respaldo de las semifinales o de la final del torneo, los boxeadores de sustitución Masternak, Glowacki, Keith Tapia y Noel Gevor se midan entre ellos en un “torneo” paralelo del que podría salir un indudable aspirante número 1 de la división, que al finalizar el proceso podría alcanzar el mundial. Ante esta posibilidad, los polacos Masternak y Glowacki serán los claros favoritos para imponerse, pareciendo que de un choque entre ellos debería salir un oponente formidable para el poseedor del Mohammed Ali Trophy.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios