Los mejores combates de este sábado (20/5/2017)

Por número de peleas por título mundial y por cantidad de eliminatorias finales, este sábado será uno de los más interesantes de la temporada, teniendo buena parte de responsabilidad tres veladas japonesas que, entre el sábado y el domingo, pondrán en juego cinco coronas absolutas y una regular: Daigo Higa intentará hacerse con el cetro WBC del peso mosca batiendo a Juan Hernández, Ganigán López tratará de defender el cinto WBC minimosca ante Ken Shiro, Ryota Murata buscará arrebatar el título regular WBA del peso medio a Hassan N’Dam N’Jikam, el monarca WBO minimosca Kosei Tanaka se enfrentará al peligroso Ángel Acosta, Akira Yaegashi expondrá su título IBF minimosca ante Milan Melindo y Naoya Inoue pondrá en juego su cinturón WBO supermosca ante Ricardo Rodríguez.


De todos modos, como estos cinturones serán mayoritariamente pertenecientes a las divisiones más ligeras y serán puestos en juego en Asia, dichos combates no recibirán tanta atención como el que disputará en Reino Unido el monarca IBF del peso superpluma Gervonta Davis ante el retador obligatorio Liam Walsh.

El respaldo del Davis-Walsh, con todo, no será tan bueno como el de otros destacados eventos. Esto es así porque, si bien tendrán lugar algunas peleas interesantes, éstas estarán protagonizadas básicamente por púgiles en desarrollo: el prospecto del peso pesado Daniel Dubois 2(2KO)-0 se medirá al fogueado pero poco resistente David Howe 13(6KO)-5(4); el prometedor semipesado Anthony Yarde 10(9KO)-0 disputará su primer test de verdadera exigencia ante Chris Hobbs 6(0KO)-1(1)-1;  los imbatidos peso superwélter Joe Pigford 12(11KO)-0 y Aarron Morgan 12(8KO)-0 se enfrentarán en un decisivo cruce para ambos; y el exretador al título EBU pluma Ryan Walsh 21(10KO)-2-1 intentará volver a la senda de la victoria ante Marco McCullough 17(10KO)-3(2).


La velada que sí contará con un gran respaldo será la que estelarizarán el monarca WBC del peso pluma Gary Russell Jr. y el retador obligatorio Óscar Escandón.

En el semifondo, Andre Dirrell 25(16KO)-2 y José Uzcátegui 26(22KO)-1 se verán las caras en un choque por el provisional título interino IBF del peso supermedio, quedando el ganador emplazado a un duelo mandatorio contra el monarca James DeGale cuando éste se recupere de sus lesiones. En el caso de que DeGale, como se especula, dejase vacante su título, el campeón interino se convertirá en monarca absoluto. Como cuenta con mucho más renombre, adquirido en su duelos ante Froch, Arthur Abraham y el mismo DeGale, Dirrell será favorito para las casas de apuestas. De todos modos, Uzcátegui está siendo infravalorado, puesto que tiene muchas posibilidades de vencer, no sólo por su temible pegada, demostrada en su arrollador triunfo sobre Julius Jackson, sino porque es un boxeador muy hábil y preciso, con mejor ritmo y que está más rodado, por lo que perfectamente podría explotar el limitado encaje del estadounidense y hacerse con el cinturón.

Además de este combate por título interino, en el evento se disputará una eliminatoria final WBA del peso superligero entre Rances Barthelemy 25(13KO)-0 y Kyril Relikh 21(19KO)-1. Aunque el bielorruso cuenta con buenos números y ante un poco activo Burns dejó buena imagen, su avance es muy frontal y su técnica escasa, por lo que la destreza del boxeador cubano y su rapidez parecen más que suficientes para anular a Relikh.

Por último en cuanto a este evento, cabe mencionar que Gary Russell Jr. será acompañado por dos de sus hermanos, ambos de buena carrera amateur: el peso gallo Antonio Russell 7(5KO)-0 afrontará uno de sus últimos duelos a seis asaltos ante Jovany Fuentes 7(6KO)-8(2) y Gary Antuanne Russell 0(0KO)-0 debutará algo por encima del peso superpluma ante Josh Ross 2(0KO)-3(1)-4.

Otro de los principales eventos de este sábado será el que se disputará en el Madison Square Garden de Nueva York, Estados Unidos, televisado por HBO, y en el que el monarca unificado Terence Crawford 30(21KO)-0 se enfrentará a un oro olímpico como el dominicano Félix Díaz 19(9KO)-1, que puede ser considerado uno de los mayores retos de su carrera hasta la fecha. El ganador de este campeonato WBC-WBO del peso superligero quedará emplazado en el último trimestre del año a una histórica unificación total de la división ante el monarca WBA-IBF Julius Indongo, por lo que el Crawford-Díaz tendrá una importancia trascendental en la lucha por establecer un campeón indiscutido y una figura hegemónica incuestionable en la división, algo que no sucede desde que lo lograse Kostya Tszyu en 2003.


En cualquier caso, aunque en diversas entrevistas y en la conferencia de prensa Crawford citó el nombre de Indongo, el estadounidense también afirma que no está pasando por alto a Díaz, y no debería hacerlo. Aunque al púgil de Santo Domingo no ha logrado todavía victorias ante rivales con demasiado renombre, ha demostrado sobradamente que es hábil, sólido y difícil de batir tanto en sus victorias ante los top 15 Adrián Granados y Sammy Vázquez como en su polémica derrota ante el extitular Lamont Peterson. Y es que el zurdo Díaz cuenta con un excelente juego de piernas que le permite controlar muy bien la distancia y deslizarse con sencillez y rapidez desde posiciones ofensivas a otras defensivas, poseyendo además una gran fortaleza física y plásticas y efectivas esquivas.


Así, teniendo un boxeo muy contundente con sus curvos en corta y usando excelentemente su directo zurdo desde la distancia larga, podría ser un adversario complicado para Crawford, que probablemente deberá realizar constantes ajustes para responder a las múltiples variantes tácticas del retador. De todos modos, el monarca Crawford, que tendrá una notable ventaja en altura y alcance, es conocido por su facilidad para anular los planteamientos de sus rivales y por poder boxear de forma efectiva tanto como diestro como posicionado como zurdo, por lo que partirá como claro favorito. Es posible que, a diferencia de otras ocasiones, “Bud” tenga que aplicarse más en la distancia media, clave para controlar a Díaz, y que su boxeo en la larga no resulte tan abrumador, pero su precisión con los directos y su pegada, además de su elevadísima velocidad de manos, parecen factores decisivos para su victoria. En cualquier caso, Crawford no podrá permitirse descuidos como ante Dulorme o la sencillez y la monotonía aplicada ante Postol, porque, en ese caso, Díaz podría tener una oportunidad de sorprenderlo.


Junto al Crawford-Díaz se disputarán otras dos destacables peleas. Una de ellas será la eliminatoria IBF del peso ligero entre el mexicano Raymundo Beltrán 32(20KO)-7(2)-1 y el peruano Jonathan Maicelo 25(12KO)-2(1). Beltrán, que pasó por una suspensión por dopaje después de sus tres fallidos intentos en campeonatos mundiales, piensa que ahora ha llegado el momento de, por fin, coronarse. Ciertamente pasa por un gran estado de forma, con tres meritorias victorias antes del límite consecutivas, pero su oponente llegará a este duelo tras ofrecer quizás la mejor actuación de su carrera, en la que, con una velocidad en sus acciones increíble, derribó cinco veces y dominó al entonces número 1 WBO José Félix Jr. Por ello, resulta enormemente complicado considerar quién es el favorito, aunque si Maicelo boxea al mismo nivel que en su última pelea será muy difícil que pueda ser vencido.

En el otro duelo destacado del evento, el prospecto Konstantin Ponomarev 31(13KO)-0, top 5 WBC e IBF del peso wélter, seguirá preparándose para un próximo combate trascendental midiéndose a Ed Paredes 38(25KO)-6(1)-1.


Finalmente, para terminar con esta ajetreada jornada se deben mencionar cinco peleas más:

David Benavídez 17(16KO)-0 y Rogelio Medina 37(31KO)-7(3) se enfrentarán en una interesantísima semieliminatoria WBC del peso supermedio que probablemente no consuma todos los asaltos.

– El retador obligatorio del campeón IBF del peso crucero Murat Gassiev saldrá de una eliminatoria final entre el exmonarca Krzysztof Wlodarczyk 52(37KO)-3-1 y el invicto Noel Gevor 22(10KO)-0.

– El olímpico italiano Vittorio Parrinello 9(2KO)-0 intentará hacerse con el título de la Unión Europea del peso supergallo batiendo a su compatriota Luca Rigoldi 12(5KO)-1-1.

– El peso crucero, 6º WBA, Ryad Merhy 22(19KO)-0 buscará seguir desarrollándose y acercarse al mundial batiendo al estadounidense Mitch Williams 15(10KO)-4(1)-3.

– Tras lograr superar las expectativas en su actuación ante David Lemieux, Cristian Fabián Ríos 21(6KO)-8-3 intentará hacerse con las coronas vacantes argentina y sudamericana del peso medio ante el enrachado pegador Marcelo Fabián Cáceres 14(11KO)-3(1).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *