George Groves – Fedor Chudinov (27/5/2017)

Bramall Lane, Sheffield, Reino Unido.

En juego el cinturón mundial vacante WBA del peso supermedio.


El británico Groves llegó lleno de motivación y a pleno rendimiento a su cuarto intento de coronarse campeón mundial, convencido de poder dejar atrás sus tres fracasos anteriores, pero, a pesar de que trató de usar sus directos velozmente para contener a su rival, en el inicio el ruso sería el que se pondría por delante. Y es que Chudinov durante los primeros dos asaltos le presionaría duramente con combinaciones de ganchos que el local sólo pudo contestar de forma muy desigual y sin poder evitar que el combate estuviese demasiado tiempo en la distancia corta.

Con todo, aunque hasta entonces la frecuencia y el ritmo de Chudinov estaban dándole ventaja, desde el tercer episodio Groves pudo reaccionar. Usando su jab arriba y abajo, su directo aislado o enlazado con gancho y algunos uppercuts a la contra, logró mantener bajo cierto control a su oponente, que no cesaría en su empeño de avanzar. Así, se alcanzó un cuarto episodio en el que Groves impactó potentísimos cruzados diestros al contragolpe que sacudieron al visitante, produciéndose posteriormente intensos intercambios en los que el británico logró hacer mella con hooks al cuerpo.


Con el encuentro muy emocionante, y con Groves habiendo padecido un corte por cabezazo involuntario, Chudinov volvió a imponer su superior frecuencia de golpeo y, con directos aislados y series de curvos, compensó los directos y cruzados de su rival. De todos modos, en el sexto asalto se llegó a una ruptura final del combate. Disipando cualquier recuerdo pasado, Groves lanzó brutales combinaciones con cruzados, uppercuts y directos que dejaron muy tocado al coaspirante, que, de pie, recibiría un serio castigo sin respuesta que debería haber llevado al árbitro a intervenir mucho antes de lo que lo hizo. Sea como sea, con este KO Técnico en el sexto episodio, al fin, George Groves 26(19KO)-3(2) se convertía en campeón mundial por primera vez en su carrera.


Ciertamente, su carrera hubiese sido totalmente diferente si hubiese podido noquear a Froch cuando lo derribó en el primer enfrentamiento entre ambos; o cuando en el segundo choque ante Froch llegó a controlar las acciones; o incluso cuando por estrechísimo margen de puntos y de forma dividida cayó ante Jack. En cualquier caso, esos tropiezos le llevaron al excelente punto en el que se encuentra ahora, en el cual, con la contratación del entrenador Shane McGuigan, ha alcanzado un rendimiento verdaderamente extraordinario que le ha permitido batir a un rival durísimo como Fedor Chudinov 14(10KO)-2(1). Tan bueno es su nivel actual y tan peligroso y dominador se muestra que sin duda podrá pujar por el número 1 de la división. Precisamente, Groves ha señalado como su siguiente objetivo realizar peleas de unificación, siendo especialmente importante para él volver a enfrentarse a James DeGale, combate que, de ganar, podría afianzarle como la figura hegemónica de la categoría y como el indudable rival a batir.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *