Carlos Díaz – Emanuel López (14/10/2017)

Gimnasio de Usos Múltiples, Guadalajara, México.

En juego el título WBO Latino interino del peso ligero.


En otras peleas precedentes ni la gestión del ritmo ni del espacio del prospecto Díaz fueron las adecuadas, dejando actuaciones un tanto mediocres en las que no hizo justicia a sus cualidades. Pues bien, ante el extitular interino WBA Emanuel López las críticas que pudo recibir fueron infundadas, ya que dominó en todo momento el combate y lo sentenció de una manera contundente y espectacular.

Usando bien su jab, Díaz mantenía a su oponente situado en la distancia adecuada para evitar sus golpes y alcanzarlo con ganchos de ambas manos, aislados pero potentes, a la espera de encontrar el momento de lanzar breves pero precisas combinaciones de curvos. Por otra parte, en aspectos defensivos, “Chuko” se mostraba incluso más efectivo, dando oportunos pasos atrás después de realizar sus entradas que dejaban a López golpeando al aire. Es cierto que la baja intensidad ofensiva de López, que a penas se apoyaba en otra cosa que en salteados jabs y ganchos de mano adelantada, le ayudaba a mantener un control tan sólido y sin brechas, pero el rendimiento de Díaz era realmente bueno.


De escoger los golpes con cautela, Díaz pasó desde el cuarto asalto a castigar con mayor continuidad a su oponente, al que golpeó con durísimos ganchos al hígado y posteriormente dejó tocado con una combinación de hooks, si bien no quiso aprovechar la ocasión para buscar el desenlace. Igualmente, éste no tardó en llegar, ya que, después de un quinto episodio en el que “El Pollo” se mostró más agresivo pero sin éxito, Díaz conectó un brutal gancho zurdo en el inicio del sexto round que tumbó aparatosamente a López, que pese a sus esfuerzos por intentar ponerse de pie no pudo evitar que se agotase la cuenta del árbitro.


Con ello, Carlos “Chuko” Díaz 25(12KO)-0 certificaba la mejor victoria de su carrera junto a la obtenida ante Sergio Puente, precisamente en su anterior subida a un ring, por lo que parece incuestionable que la evolución de este púgil de 22 años se está produciendo de manera más que adecuada. Así, los reproches a su falta de agresividad son inapropiados e injustos, más aún si tenemos en cuenta que la victoria de Díaz fue contundente y en ella no se expuso al castigo, algo fundamental de cara a los muchos años de carrera boxística que todavía le restan. Por otro lado, además de su buena actuación, Díaz debería quedar situado en el top 5 WBO o a un paso de él por la captura de un cinto menor de dicho organismo, por lo que próximamente le llegará una gran oportunidad para demostrar si este formidable estado por el que pasa podrá extenderse a las pruebas cruciales para acceder al mundial.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios