Resultados de los mejores combates del sábado (10/9/2016)

El número 1 del peso medio Gennady «GGG» Golovkin 36(33KO)-0 venció por KO Técnico en el quinto round a un valiente Kell Brook 36(25KO)-1(1), que lo alcanzó con muchísima dureza a pesar de la derrota.

Link al análisis del combate Golovkin-Brook


Si Golovkin no tuvo ayer su mejor día como boxeador, tampoco lo tuvo otro top 3 libra por libra, puesto que el mexicano Carlos «El Príncipe» Cuadras 35(27KO)-1-1 ofreció una complicadísima pelea a Román «Chocolatito» González 46(38KO)-0, que tuvo que trabajar muy duro para hacerse con una victoria a los puntos por decisión unánime que incluso está siendo cuestionada por un importante sector de aficionados y críticos. Las tarjetas fueron de 115-113, 116-112 y 117-111. En cualquier caso, y aunque el mismo nicaragüense ha afirmado que esta ha sido la pelea más difícil de su carrera, la victoria le suponía la adquisición de una nueva corona en una cuarta división de peso, en concreto el título WBC del peso supermosca. Ahora, González deberá elegir entre regresar al peso mosca o permanecer en el supermosca, teniendo que escoger entre los dos cinturones del Consejo que tiene, pero quizás las dificultades sufridas ante Cuadras pueden ser el precedente de importantes complicaciones en futuros retos en dicha categoría.


En la revancha entre los peleadores Jesús «Renuente» Soto Karass 28(18KO)-11(4)-4 y Yoshihiro Kamegai 27(24KO)-3-2, el japonés logró en esta ocasión una clara victoria por abandono en el octavo asalto, triunfo que resuelve la competencia entre ambos y que le debería valer para relanzarse hacia las grandes peleas. Y es que, militando en el muy contendido peso superwelter, encadenando dos excelentes actuaciones y formando parte de una promotora como Golden Boy Promotions con varios destacados superwelter con los que poder cruzarlo, es evidente que Kamegai puede esperar una próxima participación en una importante velada ante un rival de gran nivel ante el cual poder aspirar a retornar al top 15.


En la que es una de las peores decisiones del año en pelea mundialista, los jueces le dieron la victoria por decisión unánime a un Lee Haskins 34(14KO)-3(3) que fue clarísimamente batido round tras round por el veterano Stuart «Stuey» Hall 20(7KO)-5-2, provocándose así sonoros abucheos del público. La cartulina de 115-113 está muy lejos de lo sucedido, pero las otras dos, 116-112 y 117-111, están demasiado equivocadas como para ser justificadas por mera incompetencia. Sea como sea, y aunque no lo merece, Haskins retiene por segunda vez su corona IBF del peso gallo y se encamina a un año de defensas voluntarias, aunque parece que sólo ha aplazado su destronamiento, dado que cualquier púgil medianamente sólido puede batirlo claramente ahora que su boxeo heterodoxo se ha convertido en sumamente falto de explosividad.


El campeonato mundial IBF mosca entre Johnriel Casimero 23(15KO)-3(1) y Charlie Edwards 8(3KO)-1(1) se desarrolló en gran parte como se auguraba, dado que el primero se impuso por KO Técnico en el décimo asalto pero el segundo hizo todo lo que pudo y más por seguir en el combate a pesar de sus limitaciones en cuanto a experiencia. No cabe duda de que Edwards puede tener un brillante futuro cuando haya acumulado los suficientes rounds, pero de momento debería dar muchos pasos atrás y centrarse en el desarrollo básico que cada prospecto debe seguir sin precipitarse de nuevo en arriesgadísimas oportunidades. Por otro lado, Casimero, que se afianza como campeón, todavía tendrá bastante margen para disputar alguna defensa voluntaria que le prepare para afrontar a mediados de 2017 un peligrosísimo duelo mandatorio que podría ser ante Zou Shiming o Francisco «Chihuas» Rodríguez. 


La veterana Mikaela «Destiny» Lauren 27(12KO)-4(1) cayó derrotada por decisión unánime ante la prometedora Klara «Swedish Princess» Svensson 17(5KO)-1, que capturó el título interino WBC femenino con puntuaciones de 98-92, 97-93 y 96-95. En virtud de este triunfo, que la sitúa como la mejor púgil sueca de la actualidad, Svensson se convierte en la retadora mandatoria de la ganadora del formidable choque que se disputará el 1 de octubre entre Cecilia Braekhus y Anne Sophie Mathis o, dicho de otro modo, alcanzará la pelea por el número 1 libra por libra femenino el próximo año.


Certificando que puede ser una de las mejores contendientes minimosca de la actualidad, la prospecta Senesia «Super Bad» Estrada 8(1KO)-0 se impuso a la excampeona mundial Nancy «Chatita» Franco 15(4KO)-10(2)-2 por decisión unánime y triples máximas puntuaciones de 80-72. Además de la adquisición de prestigio que esta gran victoria supone, Estrada debería entrar ahora en el top 15 de al menos dos organismos, emplazándose ineludiblemente a mayores retos, para los cuales parece sobradamente preparada.


Con un excelente uso de los directos, el prospecto Martin Joseph «Wardy» Ward 15(8KO)-0-2 se hizo con un triunfo por KO Técnico en el octavo round ante un competente Andy «The KO Kid» Townend 16(11KO)-3, haciéndose con el título británico vacante del peso superpluma. Esta victoria debería suponer para Ward el acceso al top 15 WBC y próximos enfrentamientos ante algunos duros rivales del circuito británico para preparar tests trascendentales en la segunda mitad de la temporada, que su promotora está dispuesta a darle por el boxeo plástico y efectivo que está ofreciendo.


Otro prometedor púgil, en este caso superligero, que se encamina a grandes peleas es el sueco Anthony Yigit 17(7KO)-0-1, boxeador que se impuso al mexicano Armando «Chato» Robles 31(18KO)-4(1)-2 por decisión unánime (100-91, 98-92 y 98-93). Aunque ha hecho muchos más méritos que otros púgiles por encima de él, mostrando además un boxeo eminentemente superior, Yigit se mantiene 21º WBC, 15º WBO y 11º WBA, por lo que le queda un margen mayor de un año para estar cerca de las pugnas decisivas, tiempo que ya deberá dedicar a pruebas de fuego ante rivales de nivel alto.


Finalmente, cabe mencionar el amplísimo triunfo del peso pesado Andy «Destroyer» Ruiz 29(19KO)-0 por decisión unánime ante Franklin «Yah-Yah» Lawrence 21(16KO)-3(1)-2, que fue superado con tarjetas de 100-90 y doble 99-91. Así, Ruiz llegará en las mejores condiciones al mayor combate de su carrera, la pelea trascendental que tantos aficionados han esperado por mucho tiempo, en la que se medirá en eliminatoria final WBO al invicto Hughie Fury. A priori es un combate abierto, no pudiéndose estar seguro de si la velocidad de Ruiz se impondrá al efectivo estilo combativo de la familia Fury, de todos modos, hoy por hoy y sea quien sea el ganador difícilmente podrá estar al nivel de la élite de la categoría o tener grandes posibilidades de cara a un asalto mundialista.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios