Rob Brant – Chris Fitzpatrick (5/8/2016)

Pechanga Resort & Casino, Temecula, Estados Unidos. Peso Medio.


No se puede negar que la ajustadísima victoria a los puntos de Brant ante Louis Rose (que había perdido en un round ante el ucraniano Khytrov) pudo preocupar a su equipo del mismo modo que a los críticos estadounidenses que esperan que, a medio-largo plazo, pueda ser un componente de la élite del peso medio. Con todo, si se tiene en cuenta que Rose se había impuesto antes del límite después de su derrota ante Khytrov a dos buenos púgiles como Milorad Zizic y Andrew Hernández, se puede llegar fácilmente a la conclusión de que fueron aceptables las dificultades que Brant pasó en su primera pelea realmente exigente ante un oponente muy duro. De todos modos, aunque esa floja actuación fue compensada con una rápida victoria ante el hábil Decarlo Pérez, el equipo de Brant parece haberlo llevado a una regresión en el nivel de sus oponentes.

En su penúltima pelea lo enfrentaron a un Delray Raines con cinco derrotas antes del límite en sus últimas diez peleas (y que cayó ante Brant en un round) y en su choque más reciente lo midieron al modesto Chris Fitzpatrick, con tres derrotas consecutivas. Por ello, el duelo ante éste no tuvo a penas historia. Brant conectaría con comodidad su jab y su directo aislado junto a algún hook diestro, que todavía en el primer round enrojecieron el rostro de un Fitzpatrick neutralizado y con una bajísima frecuencia de golpeo. Posteriormente a este decantado primer asalto, «Bravo» Brant se anotaría su primer knockdown en el segundo episodio al conectar una combinación uppercut diestro-hook zurdo seguida por una derecha. Tras finalizar el asalto con el imbatido prospecto hostigando con su hook de mano adelantada, su 2-1, su jab y su hook-directo, la conclusión se produciría en el tercer asalto.


En dicho round Fitzpatrick intentó impactar algún hook al cuerpo y al rostro, pero el firme jab de Brant y su gancho zurdo lo frenaron, siendo posteriormente derribado por un uppercut diestro seguido por un hook de mano adelantada. Fitzpatrick 15(6KO)-5(3) se alzó, pero el árbitro detuvo el combate para no prolongar el castigo. Así, Rob «Bravo» Brant 21(14KO)-0 lograba una nueva victoria (la 9º antes del límite en 10 peleas), dejaba su porcentaje de knockouts en el 67% y se afianzaba en el top 5 WBA. De todos modos, su contundente triunfo, en el que mostró nuevamente su solidísimo boxeo, no deja de parecer un rodaje innecesario para un púgil a un paso de los combates ante la élite del peso medio. Es por ello que, sin haber padecido largos periodos de inactividad, ni haber generado mínimas dudas en sus últimas peleas, ha llegado la hora de que Brant demuestre que merece la posición de 4º WBA con una victoria ante un rival de nivel alto o medio-alto. Y es que si no se mide a un púgil que le obligue a trabajar con dureza, su evolución permanecerá estancada, arriesgándose a sufrir una dura derrota en la primera gran oportunidad, a la que su excelente posicionamiento en las listas le llevará prontísimo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *