Pungluang Sor Singyu – Jetro Pabustan (12/2/2016)

Soongnern, Nakhon Ratchasima (Khorat), Tailandia.

En juego el cinturón mundial WBO del peso gallo.


En un inicio la pelea parecía que iba a desarrollarse con total conformidad a las peores previsiones, con el poco célebre Pabustan siendo desequilibrado por los primeros golpes de poder del campeón en directo y en gancho diestro, produciéndose además un choque de cabezas que preveía que, por 12ª vez en su carrera, el retador filipino podría ir a la decisión técnica. En cualquier caso, Pabustan, pese a las dificultades, haría valer toda su voluntad de triunfo, apoyado en el 1-2 y el directo enlazado con el hook al cuerpo, para evitar ser desbordado. Ofreciendo aún más que la mera resistencia para no ceder, Pabustan podría en el segundo y tercer asalto igualar mucho las acciones, dado que su efectivo desplazamiento para evitar la presión de su rival, sus esquivas, su buena respuesta en corta y larga y un buen uso de los golpes rectos, disminuyeron notablemente el progreso del titular Singyu. Para tratar de no perder los asaltos, Singyu pondría todo su empeño en golpes de poder aislados, sobre todo en hook en los intercambios, aunque ambos boxeadores se mostraron bastante imprecisos en los cruces de golpes.

Después de estos interesantes primeros rounds, y con Pabustan habiendo recibido otro cabezazo involuntario que le provocó un corte en su ceja izquierda, el local Singyu comenzaría a asentar su planteamiento y a desplegar mejor sus habilidades, trabajando bien el cuerpo de su rival y combinando manos en variación de altura, por ejemplo, en uppercut-directo-hook. Así, la complicada e igualada situación de los episodios iniciales poco a poco se fue tornando en un dominio bastante solvente de Singyu, que conctaría decisivamente su mejor golpe, el gancho diestro a la cabeza. De todos modos, Pabustan seguía utilizando sus golpes rectos con elevada precisión aunque poca potencia, por lo que siguió incomodando a su oponente de irregular forma hasta que poco después del ecuador se detuvieron las acciones. Y es que tras un nuevo choque de cabezas en el sexto round, y un séptimo asalto en el que Singyu encadenó bien ganchos arriba y abajo, se decidió detener el combate, puesto que el corte en la ceja derecha de Pabustan (varias veces hecho revisar por del árbitro Caiz Jr.) era ya tan profundo y ancho que no le permitía continuar. 


Por ello, se procedía a la lectura de cartulinas hasta el séptimo asalto que por decisión técnica dieron el triunfo a Pungluang Sor Singyu 52(35KO)-3(1), reteniendo así su título mundial WBO gallo por primera vez. Cabe mencionar que las tarjetas, de triple 70-63, parecieron muy excesivas, porque si bien Singyu mereció claramente la victoria, Pabustan ofreció una meritoria actuación en la que pareció anotarse al menos dos rounds. Sea como sea, después de haber ofrecido una actuación un poco floja ante Ryo Akaho, al que batió de forma cuestionable con numerosas irregularidades y un desenlace antideportivo, Singyu mejora mucho su imagen, puesto que no demolió a su oponente pero le bastó con sus veloces puños y su astuta elección de golpes para hacerse con un triunfo sólido. Por su lado, el joven Pabustan 27(6KO)-3-6, que debería salir muy reforzado de esta pelea por la adquisición de experiencia, debería barajar ascender de división, ya que su rendimiento podría mejorar al disminuir los sobreesfuerzos por dar el peso, a la vez que la mayor altura de sus oponentes evitaría tantos resultados por decisión técnica, motivados mayormente por su diferencia de estatura con sus rivales en el peso gallo.


Regresando al campeón Singyu, éste enfrentará próximamente al dificilísimo retador mandatorio Marlon Tapales, boxeador filipino que ganó esta posición en una eliminatoria final ante Shohei Omori (al que batió en dos asaltos) y cuya promotora pretende hacerle disputar el mundial ante Singyu en Filipinas como semifondo del campeonato Arroyo-Ancajas que se disputará en dicho país el 16 de abril.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *