Los top 5 Briedis y Skoglund disputarán últimas pruebas ante Venter y Liebenberg

Cuando se está posicionado en los primeros puestos del ranking, aunque todavía algo alejado del combate mundialista por el puesto ocupado por el retador mandatorio, lo mejor que pueden hacer los púgiles es mantenerse preparados al máximo y permanecer listos para la impredecible disputa del combate decisivo. Esto es todavía más necesario cuando el boxeador bien ranqueado es un prospecto que está a punto de culminar su desarrollo boxístico. Pues bien, este es el caso en el que se encuentran el peso crucero Mairis Briedis y el peso semipesado Erik Skoglund que, antes de disputar una pelea trascendental para sus trayectorias ante un rival de la élite, combatirán contra dos duros púgiles sudafricanos que les supondrán un test de adecuada dureza y contra los que podrán demostrar sus posibilidades en la mayores peleas.


De un lado, el letón Mairis Briedis 18(15KO)-0, actualmente 4º WBC sólo por detrás del aspirante mandatorio Makabu y de los peligrosos aunque batibles Durodola y Afolabi, se enfrentará el día 21 de febrero en Riga (capital de Letonia) al veterano Danie Venter 20(7KO)-7(5), un púgil valiente y exigente que ha sido la piedra de toque de boxeadores de la élite como el formidable Oleksandr Usyk, el arriba citado Makabu o el durísimo Thabiso Mchunu, contra el que Venter cayó por ajustada decisión mayoritaria. Así, el sudafricano parece un conveniente test para un noqueador como Briedis, que todavía no ha llegado a verse incomodado por la presión de sus oponentes ni siquiera enfrentando a un peso pesado como Manuel Charr, al que fulminó con un sensacional KO en cinco rounds el pasado agosto. De vencer, Briedis, cuyo nombre ya ha sonado para el combate mundialista como aspirante voluntario, podría acceder en los próximos meses al menos a una eliminatoria.

Respecto al sueco Erik Skoglund 24(11KO)-0, de 24 años y una de las grandes promesas del peso semipesado, todavía será más duro su próximo test, del mismo modo que más seguro un enorme combate a continuación, algo que resulta inevitable a consecuencia de su posición de 3º IBF (estando por delante un Barrera que es mandatorio de Kovalev y un Beterbiev lesionado) en una categoría que despierta actualmente mucho interés por su gran nivel. Su oponente, para el que ya hay confirmado un principio de acuerdo y al que se medirá en el mes de abril, será el compatriota de Venter, Ryno Liebenberg 17(12KO)-2(1), un boxeador de gran nivel que cuenta en su record con dos victorias sobre el extop 15 Johnny Muller y con otra sobre el ruso, en otro tiempo considerado insigne prospecto, Denis Grachev. Por otro lado, las únicas dos derrotas de Liebenberg se produjeron contra el retador mandatorio de Stevenson, Eleider Álvarez, y contra el joven top 10 Oosthuizen (por decisión dividida), por lo que parece garantizado que ofrecerá a Skoglund la prueba de fuego que su equipo busca. Y es que el invicto sueco, de magnífico rendimiento y técnica, está a las puertas del mayor combate de su carrera ante un gran boxeador, por lo que sólo con un elevado riesgo y una dura pelea podrá estar seguro de si es adecuado su progreso y si está listo ya para la élite.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *