Jamel Herring – Denis Shafikov (2/7/2016)

Santander Arena, Reading, Estados Unidos. Peso Ligero.


Para los equipos siempre resulta enormemente complicado encontrar el momento óptimo y las circunstancias adecuadas para que los prospectos pasen su primera prueba de fuego. Pero, entendiendo esto, igualmente la elección que se hizo respecto al primer oponente de elevada dificultad para Herring no resultó nada acertada. Y es que, sin haberse medido a ningún rival de nivel medio-alto, lo enfrentaron a un doble retador mundial como Shafikov, peligrosísimo pero infravalorado púgil que se puede contar como uno de los más complicados de la división ligera, tal y como demostró en su anterior choque ante el imbatido Barthelemy, al que casi logró batir.

Así, era previsible lo que sucedería sobre el ring, con Shafikov, como siempre, desplegando desde muy temprano en la contienda su agresivo estilo de boxeo en búsqueda constante de la pelea en corta. Al inicio, cuando todavía estaba fresco, el estadounidense podría hacer valer su desplazamiento lateral por el exterior del ring junto al jab y el directo para mantener parcialmente a distancia a su rival o al menos dificultar su avance. De todos modos, desde el inicio Shafikov llegaría con potentes hooks arriba y abajo que, para compensar su desventaja en altura, en ocasiones lanzaba saltando contra su oponente. Sin importar si impactaba sus puños al torso, a la cabeza o a los brazos de su rival, el ruso seguiría presionando y hostigando, usando también de forma repetida un molesto jab conectado con gran sencillez, preparando el terreno para un knockdown. En el segundo round un hook de izquierda seguido por otro de derecha tras un breve desplazamiento de Herring arrojaría a éste sobre las cuerdas.


Aunque el round terminó después de la cuenta del árbitro, con «Semper Fi» estando ahora mucho más parado, Shafikov aprovecharía del tercer asalto en adelante para llevar la pelea a los intercambios de golpes en corta, boxeo en el que era claramente superior a su rival y en el que utilizaría con enorme soltura los uppercuts y hooks en combinación. Por ello, aunque Herring intentó responder con valentía, Shafikov estaba certificando su victoria aceleradamente, ayudándose de buenas esquivas de cintura y de una notable frecuencia de golpeo. Pudiéndose permitir incluso detener brevemente sus ofensivas con pasos atrás que le servían para eludir las manos de su adversario, Shafikov seguiría conectando, sin un ritmo excesivamente alto, hooks y algunos 1-2, que inevitablemente fueron desgastando a Herring.


Con el invicto prospecto teniendo cada vez más difícil la reacción por la gradual merma sufrida en la tensión de su golpeo y en su velocidad de movimiento, a Shafikov le bastó con sostener un trabajo moderado para dominar a la perfección la pelea desde la distancia corta hasta que en el noveno asalto la resistencia de Herring comenzó a quebrarse. Un hook de izquierda seguido por un uppercut de esta misma mano estremeció al local, que estuvo cerca del KO Técnico por las andanadas de ganchos lanzadas por Shafikov a continuación. Con todo, Herring logró terminar en pie el asalto, cosa que de poco le serviría, ya que su equipo, acertadamente preocupado por su salud, intervendría en el décimo round para detener el choque después de que recibiese dos duros hooks zurdos más. Así, Denis «Djingis Khan» Shafikov 37(20KO)-2-1 lograba una importantísima victoria por KO Técnico que le permitirá meterse de nuevo en la lucha por el mundial.

Dejando de lado el hecho de que el equipo de Herring no midió bien los riesgos al aceptar este combate en este momento de su carrera, no estuvieron más acertados los críticos y las casas de apuestas que absurdamente dieron la condición de favorito a éste, siendo en realidad más que probable el triunfo de Shafikov. Sea como sea, habiendo dejado cinco buenas actuaciones consecutivas en sus útlimas cinco peleas, Shafikov parece en inmejorables condiciones para encarar un duelo decisivo por el acceso al mundial, quizás antes de que termine el año, aunque sus posibilidades de éxito en ese futuro enfrentamiento residirán enteramente en el estilo combativo de su rival y en si éste le permitirá llevar prolongadamente el encuentro a la pelea sin espacios, en la que es un maestro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *