Scott Quigg – Kiko Martínez (18/7/2015)

Manchester Arena, Manchester, Reino Unido.

En juego el título mundial WBA del peso supergallo.

Con el tañido inicial el excampeón Martínez avanzaría firme sobre su rival, aplicando una fuerte presión contra el local Quigg que durante el primer asalto pareció ser efectiva. Anotando jabs con claridad, la derecha al cuerpo o con el gancho diestro, «La Sensación» empezó a utilizar sus armas ofensivas para a amenazar a un Quigg que, viéndose obligado a desplazarse constantemente, recurría a contragolpes, principalmente en gancho diestro, para aprovechar los huecos en la defensa de su oponente. Con un arranque bastante intenso que parecía asegurar un emocionante encuentro y con el visitante evidenciando que podía plantar cara al campeón, se entraba en un segundo asalto que pondría brusca e inesperadamente el punto y final a la pelea.


Al entrar Martínez avanzando sobre su jab era contragolpeado por un certero uppercut diestro de Quigg que lo desestabilizaba. El campeón, que en muchas otras ocasiones ha concluido sus peleas con certeros contraataques, no desaprovechó tal oportunidad y con un combo de hooks derribaba a su rival. Martínez se puso en pie, pero en la reanudación era alcanzado por una larguísima serie de ganchos sin respuesta que deberían haber llevado al árbitro a intervenir. Finalmente un hook diestro le lanzaba sobre la lona por segunda vez en el encuentro, knockdown que sería el definitivo porque, a pesar de que Martínez respondió a la cuenta, no parecía estar en las condiciones adecuadas para continuar, optando el tercer hombre por detener el encuentro dando la victoria a Scott Quigg 31(23KO)-0-2.


Con la sexta defensa de su título WBA supergallo, con su porcentaje de victorias antes del límite aumentado hasta el 74% y sumando la mayor victoria de su carrera batiendo en dos rounds a un durísimo excampeón como Kiko Martínez 32(24KO)-6(2), Quigg se asienta definitivamente como uno de los tres grandes nombres de la división, a la vez que, en la misma jornada, Frampton ofreció una peor imagen de la esperada. Así las posiciones de ambos deberían acercarse y facilitar una unificación de coronas que no pudo concretarse para este verano y que de alargarse demasiado en el tiempo terminará perdiendo el interés que hoy tiene para el público británico. De todas formas, de no concretarse dicho enfrentamiento, que el promotor Hearns volvió a mencionar en las declaraciones posteriores al combate, Quigg podría enfrentar a otro de los grandes nombres de la división en los próximos meses, rumoreándose la posibilidad de que se enfrente a Rigondeaux o Donaire.


Por otro lado el futuro de Martínez, que estuvo cerca de la disputa de un campeonato mundial en la división inferior antes de aceptar la oferta de Quigg, parece que pasará por descender de la categoría supergallo a la gallo, en la cual se espera que pueda conseguir hacerse un hueco en la élite sin demasiadas dificultades.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios