La WBC desposee de su cinturón mundial del peso medio a Miguel Cotto

Restando cuatro días para que Miguel Cotto 40(33KO)-4(2) y Saúl Álvarez 45(32KO)-1-1 se enfrenten en uno de los combates más esperados del año, la WBC ha hecho pública una nota en la que señala que deja de considerar como su campeón mundial del peso medio al púgil puertorriqueño. Según afirma dicha información «Miguel Cotto y su promotora Roc Nation, no aceptaron cumplir con las normas y reglamento WBC, mientras que Saúl Álvarez ha acordado en hacerlo«[…]»con efecto inmediato se ha retirado el reconocimiento de Miguel Cotto como Campeón Mundial WBC de peso medio. Si Saúl «Canelo» Álvarez gana la pelea contra Cotto, se le reconocerá como el Campeón Mundial WBC de peso medio«. Posteriormente, el artículo se limita a redundar en los mismos argumentos arriba mencionados, sin expandir los motivos de dicha decisión, a la vez que cierra con un autoensalzamiento del Consejo como institución.


Aunque las explicaciones son muy pobres, las noticias se han sucedido en las últimas horas, y el mismo Mauricio Sulaimán ha afirmado que el motivo es que Cotto y su promotora se negaron a pagar la cuota para la sanción del combate como pelea mundial, que ascendería a 300.000 dólares. Como se argumenta desde diversas fuentes, este impago habría sido motivado por el hecho de que Cotto pensaba dejar vacante su cinturón si lograba retenerlo el próximo sábado, motivo por el cual no encontró necesario adherirse a las estipulaciones de dicho organismo. Entre las obligaciones del Consejo se encontraba también la orden de batirse de forma mandatoria al titular interino WBC Gennady Golovkin, púgil al que actualmente parece imposible que Cotto se enfrente.


Con el cinturón vacante, sólo el resultado del combate Cotto-Álvarez terminará por resolver quien es el nuevo campeón, y es que si gana Cotto el cinturón mundial irá a parar a manos de Golovkin, que será ascendido a la condición de monarca absoluto sin tener que pelear. Por otro lado, si gana Álvarez éste será nombrado campeón, algo que podría ser temporal si no aceptase enfrentar de forma obligatoria a Golovkin en su siguiente pelea, duelo que del mismo modo parece muy difícil de realizar por la negativa de Álvarez a pelear en el límite de las 160 libras o 72,6 kilogramos. Por ello, parece muy posible que Golovkin termine el año como triple monarca WBA, WBC e IBF, restándole solamente por obtener el cinturón WBO que actualmente posee Andy Lee.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios