Fedor Chudinov – Frank Buglioni (26/9/2015)

Wembley Arena, Londres, Reino Unido. 

En juego el cinturón regular WBA del peso supermedio.

Si un adjetivo caracteriza el boxeo de Chudinov es el de previsible, pero la cuestión para sus rivales es, sabiendo como les va a atacar, como detener su imparable avance frontal y su elevadísimo número de golpes. Buglioni trató de compensar el empuje del campeón a base de dinamismo y velocidad de piernas, e inicialmente sus táctica no dio malos resultados. Aunque Chudinov marcaba su jab con firmeza y conectaba ganchos con notable poder, la rapidez de desplazamiento del púgil local y algunas buenas combinaciones de hooks, acompañadas a veces de derechas, dificultaron algo el trabajo del ruso en los primeros compases de la pelea. De todos modos, el visitante no tardaría en sobrepasar esta oposición planteada por Buglioni y alcanzar la distancia corta, donde conectaría fuertes curvos en todas las trayectorias, encadenando uppercuts, hooks y cruzados. El británico mantuvo su desplazamiento y consiguió anotar algún buen 1-2 que hizo gritar al exaltado público, pero pronto su ágil desplazamiento disminuiría de forma decisiva.


A pesar de que algunos cambios en la dirección del giro por parte de «Wise Guy» descentraron durante breves instantes a su contrincante y le valieron para anotar manos de poder, Buglioni optaría con el paso de los rounds por disminuir su movilidad y quedarse más tiempo cruzando golpes para aprovechar su considerable pegada. Así, si bien lograba conectar alguna buena mano aislada en directo o series de pocos golpes, facilitaba enormemente las tareas ofensivas de un Chudinov siempre demoledor y con buen encaje. Por ello a base de ritmo y volumen de puños el campeón comenzaría a distanciarse claramente en las tarjetas y a dominar la acción, más aún cuando se produjeron algunos intercambios de golpes en los que pudo hacer valer sus temibles combos de ganchos en corta. 


Alcanzado el sexto asalto, además, Buglioni comenzaría a dar muestras de cansancio pero, cuando parecía que su rendimiento iba a dar un bajón definitivo, el aspirante sacaría una inesperada derecha descendente seguida por un potente uppercut diestro y un gancho zurdo que estremecieron ligeramente a Chudinov. Entonces la campana sonó de forma clara y repetida anunciando el final del round, algo no escuchado o ignorado por Buglioni, que lanzaría nítidamente fuera de tiempo un durísimo gancho diestro que arrojaría antirreglamentariamente a su descuidado rival a la lona. El árbitro respondería esta acción con el descuento de dos puntos. De todos modos, aunque la victoria en las tarjetas se le había escapado a Buglioni casi definitivamente con esta sanción, Chudinov estaba tocado, por lo que el retador se lanzó en el séptimo round a aprovechar su trampa y buscar el desenlace. Con todo, el invicto ruso se repondría veloz y reaccionaría con durísimos uppercuts y ganchos que dejaron tocado al local.


En los últimos asaltos se replicaría, finalmente, un mismo esquema, con Buglioni cansando y con los brazos bajos siendo hostigado casi continuamente por directos y ganchos de su adversario, castigo muy considerable que el británico sólo pudo soportar a base de desplazamiento, tesón y grandes muestras de valentía. De esta forma, y un tanto contra pronóstico, Frank Buglioni 17(13KO)-2(1)-1 lograba terminar en pie el combate, aunque no podría evitar una amplísima derrota a los puntos con tarjetas de 120-106, 118-108 y 117-109 todas a favor de Fedor Chudinov 14(10KO)-0. La puntuación de Bastión Boxeo es de 119-107 a favor de Chudinov. El hermano de Dmitry Chudinov demostró con esta sólida actuación lo que ya había dejado claro en tantos otros combates: su boxeo es tremendamente sencillo, basado principalmente en combinaciones de curvos en la distancia corta que, si no logra alcanzar, puede sustituir por jabs o directos en la media-larga, pero aun así su efectividad es excelente. De todos modos, no se puede decir lo mismo de su defensa porque, exceptuando los bloqueos, tiene claras carencias que si no solventa pueden terminar siendo cruciales en el futuro.


En cualquier caso, Chudinov sigue avanzando imparable en su recorrido en el peso supermedio y ahora deberá afrontar la revancha ordenada por la WBA contra Felix Sturm, pelea en la que nuevamente será clarísimo favorito.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios