Erislandy Lara defenderá cinturón WBA ante veterano Jan Zaveck

Según han informado fuentes próximas a ESPN, cadena en la que tendrá lugar el 25 de noviembre la próxima pelea del campeón superwelter WBA, el siguiente rival de Erislandy «The American Dream» Lara 21(12KO)-2-2 será el excampeón Jan Zaveck 35(19KO)-3(1), boxeador cuya elección ha levantado enormes críticas. Y es que si ya en las dos últimas peleas de Lara se señaló que sus oponentes eran demasiado asequibles para su técnica y calidad (algo que finalmente se demostró con sus amplísimas victorias), no parece que sea una mucho mejor opción un púgil cercano al retiro y que perdió todos los asaltos en su combate disputado en 2013 ante Keith Thurman. Aunque Zaveck llegó a ser campeón mundial entre 2009 y 2011, perdiendo su cetro ante Andre Berto por abandono en cinco asaltos, parece ya muy lejano a su mejor nivel, y si bien todavía su gran experiencia y técnica le permiten imponerse a rivales de calidad intermedia se apunta casi imposible un triunfo sobre Lara. Con todo, no faltan también quienes señalan que, con la mayoría de los grandes nombres de la división estando ocupados, Zaveck ha sido la opción menos mala.


Más allá de la polémica por la elección de los oponentes del cubano, la controversia se extiende a toda la serie Premier Boxing Champions, en la que varios de sus cruces han sido tildados de totalmente desparejados o carentes de interés, un riesgo que algunos señalaron cuando Haymon empezó a amenazar con monopolizar el boxeo en suelo estadounidense. Sea cierto o no que el citado magnate trate de maximizar sus ingresos y beneficiar sus intereses a costa de no cumplir las expectativas de los críticos y aficionados, el Lara-Zaveck no parece ayudar a disipar esta idea.


Con poco que esperar del combate, muchos aguardan a que se sitúen en la misma velada al menos peleas de respaldo suficientemente interesantes o que esta segunda defensa de Lara sea sólo la antesala de un gran combate en 2016. En cualquier caso, es muy posible que las cifras de audiencia del encuentro sean bastante bajas, más aún teniendo el recuerdo reciente del Lara-Rodríguez, en el que el cubano no sufrió dificultad alguna para conectar directo tras directo y llevarse absolutamente todos los rounds en una pelea muy monótona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *