Donnie Nietes – Francisco Rodríguez Jr. (11/7/2015)

Waterfront Hotel & Casino, Cebú, Filipinas.

En juego el título mundial WBO del peso minimosca.


Aunque se esperaba que el peleador Rodríguez avanzase agresivamente sobre su rival, esta activa presión no se hizo esperar a penas, ya que con el tañido inicial el mexicano se plantaría ante su rival y buscaría el intercambio de golpes. Durante los primeros dos asaltos, aunque el campeón Nietes se desplazaba ligeramente hacia los lados, los cruces de golpes fueron numerosos e intensos, con el boxeador local usando la derecha en corto y la combinación uppercut diestro-cruzado zurdo, mientras que el local lanzaba persistentes series de ganchos. Pese a que Nietes respondía con cierta efectividad al arrojado ataque de su rival, pasaría algunos apuros en la parte final del segundo asalto que motivaron un cambio táctico, puesto que el «Chihuas» Rodríguez le alcanzaría con una seca derecha que le llevaría a las cuerdas y le obligaría a agarrarse para pasar el mal momento.

El veterano campeón tomó nota de esta acción y a partir del tercer round optaría por menores riesgos boxeando con un mayor desplazamiento, utilizando los golpes rectos, agachándose con mucha frecuencia y entrando en clinch, a veces excesivamente, cuando Rodríguez amenazaba con superarlo con sus combinaciones de hooks. En cualquier caso los intercambios de golpes no cesarían y la pelea se mantendría ciertamente igualada, aunque los cruces de golpes se espaciarían, permitiendo que el avispado campeón utilizase su repertorio de golpes oportunistas, sobre todo atacando agachado, para alcanzar por sorpresa y con claridad a su rival con la derecha recta y el uppercut. El excampeón mundial mínimo respondía a base de tenacidad y frecuencia de golpes, continuamente persiguiendo a su oponente pese a las fuertes contras e impactando manos potentes especialmente en gancho de mano adelantada, puño con el que se mostró efectivo y con el que llegó a dañar un tanto a su rival.


Si bien el boxeo de entrar y salir estaba siendo efectivo, Nietes cometió el error en los rounds finales de disminuir considerablemente su frecuencia de golpes y tratar de gestionar su ventaja con desplazamiento y cautela. Así, la escasez de puños del filipino permitió que las andanadas de ganchos de Rodríguez, pese a ser en ocasiones poco precisas, alcanzasen su objetivo, por lo que con la poca respuesta de Nietes los asaltos fueron a parar de lado de su rival e igualaron un tanto las acciones. Finalmente el disputado  encuentro llegaría a su fin y las tarjetas de los jueces serían las responsables de decidir el ganador, que sería el campeón Donnie «Ahas» Nietes 36(21KO)-1-4 con puntuaciones de 119-109, 118-110 y 115-113. Sin duda las dos primeras de las cartulinas son inaceptables, incomprensibles y muy excesivas, ya que el «Chihuas» Rodríguez se llevó al menos tres asaltos de forma clara, en los cuales conectó golpes con un mayor acierto. Mucho más adecuada es la tercera tarjeta, ya que si bien la victoria de Nietes fue más o menos clara la oposición del aspirante fue notable, manteniendo en líneas generales un combate igualado.


Con esta pelea mandatoria resuelta Nietes realizaba la séptima defensa de su cinturón, pero su actuación no terminó de convencer a todos: aunque no llegó a verse desbordado tampoco se mostró excesivamente resolutivo y sólo su destreza para impactar uppercuts y directos aislados en la distancia media-corta le sirvieron para impresionar lo suficiente a dos de los jueces para llevarse abultadas cartulinas a su favor, que no reflejaron el desarrollo real del enfrentamiento. También es cierto que difícilmente podría brillar ante un muy complicado y bravo púgil como el joven Rodríguez 17(11KO)-3(1)-1, que durante gran parte de la pelea presionó intensamente y que se puede contar como uno de los grandes púgiles de la división. Además según se ha afirmado desde el equipo de Nietes, dicho púgil podría estar afectado de una lesión en la mano que justificaría su falta de actividad en los últimos rounds. En cualquier caso la pugna por el número 1 en la división entre Nietes y Guevara se va acentuando y no termina de dirimirse, por lo que, teniendo en cuenta que de momento no se plantea una unificación, solo sus próximas defensas demostrará cual de los dos se asentará definitivamente como el mejor boxeador de la división.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios