Antonio Tarver – Steve Cunningham (14/8/2015)

Prudential Center, Newark, Estados Unidos. Peso Pesado.


El Tarver-Cunningham fue un enfrentamiento muy igualado a consecuencia de la irregularidad combativa de ambos y, que por el planteamiento táctico poco arriesgado de los contendientes, fue bastante mal recibido por unos espectadores que habían disfrutado con anterioridad de la espectacular pelea de semifondo Huck-Glowacki. De todas formas el combate no careció de interés por las habituales alternativas y por el diferente modo que ambos eligieron para tratar de hacerse con la victoria. Cunningham sería el púgil que más trabajaría, utilizando el jab repetidamente o combinaciones de rectos que eran tan veloces como poco efectivos y tras los cuales solía buscar en la distancia corta conectar sus ganchos. Por su parte Tarver se mantenía sumamente expectante, iniciando en muy pocas ocasiones las acciones, pero ofreciendo mucho más certeros y contundentes contraataques. Por ello en seguida quedó claro que iba a ser un combate disputado y difícil de puntuar.

Aunque Tarver podría decantar a su favor por escasísimo margen el primer asalto, Cunningham ofrecería en los siguientes episodios un considerablemente mayor ritmo de pelea que su rival, que le valdría para conseguir una buena ventaja en las cartulinas consumidos los primeros cuatro rounds. En cualquier caso, y a pesar de que en ocasiones utilizó de forma eficaz las combinaciones de rectos y la variación de alturas, muchos de sus golpes eran bloqueados y no pudo evitar estar cerca de caer cuando en el cuarto asalto recibió unos hooks encadenados derecha-izquierda a la vez que los pies de ambos chocaban. Además Tarver podría, en el quinto y séptimo episodio, anotarse unos rounds que acortaron la distancia en las cartulinas y le mantuvieron cerca de la victoria. Para ello utilizaría nuevamente potentes contraataques en directo zurdo, 1-2 o croché diestro-recto de izquierda, que superaban en potencia a casi cualquier golpe que hasta el momento había ofrecido su rival.


Finalmente y después de que ambos se repartieran el octavo y el noveno asalto, Tarver tomaría el control del encuentro en los últimos episodios del cruce, por estrecho margen. Entrando y saliendo, conectando una fuerte combinación en uppercut-cruzado y sin que Cunningham pudiese, pese a su esfuerzo, impactar manos decisivas, «Magic Man» igualaba un combate que durante la primera parte había perdido con cierta claridad. Y no sólo igualaba el encuentro sino que uno de los jueces le daba la victoria 115-113. De todas formas no consiguió el triunfo, puesto que Cunningham recibió a su favor una tarjeta también de 115-113 y la tercera dio un 114-114 que dejó finalmente un resultado de empate por decisión dividida. El resultado (aunque la puntuación de Bastión Boxeo es 115-113 a favor de Tarver), fue bastante justo, porque un considerable número de rounds se decidieron de manera muy ajustada y ninguno de ambos hizo lo suficiente para imponerse.


La irregularidad fue la nota decisiva del enfrentamiento, puesto que ninguno de los dos púgiles pudo hacer valer el tipo de combate que le podría haber otorgado el triunfo. Si Tarver 31(22KO)-6-1 con una mayor frecuencia de golpeo podría haber decantado claramente a su favor el encuentro, anotando su magnífico directo zurdo y su potentes curvos en corta, Cunningham 28(13KO)-7(1)-1 podía igualmente haber triunfado con solvencia si hubiese mantenido constante su presión y hubiese aprovechado su velocidad de piernas para buscar con más insistencia los ángulos. Sea como sea, el caso es que la oportunidad mundialista que ambos deseaban alcanzar con un triunfo contundente, no se produjo, por lo que deberán esperar a que Wilder o Klitschko les den una oportunidad mundial voluntaria que de momento no parece estar en los planes de ninguno de ellos. Cunningham todavía tiene margen para tratar de alcanzar la próxima eliminatoria IBF, de la cual está muy cercano, mientras que Tarver deberá apoyarse en la habilidad de su promotor para conseguir una opción mundial de la cual cada año que pase estará más lejos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *