Takashi Uchiyama – Jomthong Chuwatana (6/5/2015)

Ota-City General Gymnasium, Tokio, Japón.

En juego el título de supercampeón mundial WBA del peso superpluma.
 

Ayer, en un combate breve y de espectacular desenlace se midieron el invicto campeón Uchiyama y el tailandés Chuwatana, excampeón mundial de Muay Thai pero de corta experiencia en el boxeo. Durante el primer minuto de combate ambos se estudiaron con sus jabs sin encadenar golpes, llegándose al cuerpo y rostro secamente pero de forma aislada. De pronto el pausado ritmo habitual de Uchiyama daba paso a un explosivo 1-2 con el que estremecía a Chuwatana y lo llevaba a las cuerdas. El boxeador tailandés, que estaba tocado y que mostraba algunos problemas a través de una mueca en su rostro, tuvo que aguantar con la espalda en el ensogado una continua ofensiva de Uchiyama que, pese a no arrojarse con un desbordante ritmo, escogía los golpes y conectaba el cruzado de izquierda, el hook al cuerpo y el 1-2. Finalmente, gracias a algunas buenas contras con sus directos de ambas manos, el joven boxeador visitante conseguiría salir de la presión e incluso aproximarse a su rival e impactarle potentes hooks de mano diestra al rostro.

Con este intenso primer asalto concluido era evidente que el combate iba a ser duro, pero Uchiyama se encargó de acortarlo bruscamente. Tras un nuevo 1-2 del japonés y algunos ganchos en corta de Chuwatana, restando casi dos minutos de round, Uchiyama realizaba otra entrada en jab-directo y aunque su rival pudo intuir el primer golpe, no pudo hacer lo mismo con el segundo que le alcanzaba de forma descendente cuando se encontraba agachado. A consecuencia de este brutal golpe del acertadamente apodado «KO Dynamite» Uchiyama, Chuwatana se tambalearía y caería a la lona sin poderse levantar, algo que apreció el árbitro, puesto que detuvo el combate cuando iba por el cinco de su cuenta.

De esta manera Takashi Uchiyama 23(19KO)-0 realizaba su décima defensa consecutiva de su cinturón WBA, siendo este su combate más breve desde que es campeón. Con su habitual calmado ritmo roto por tenaces y fulminantes ataques, Uchiyama consiguió ante un peligroso oponente una solvente actuación que le afianza, sin que haya muchas dudas al respecto, como el número 1 de la división. Pese a ello posiblemente Uchiyama siga sin abordar esperados combates de unificación, por lo que su futuro próximo pasará por seguir sumando a su record nuevas defensas, siendo seguramente la próxima en diciembre.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios