Felix Sturm – Fedor Chudinov (9/5/2015)

Festhalle, Frankfurt, Alemania.

En juego el título mundial WBA vacante del peso supermedio.

Fedor Chudinov no se vio abrumado por desplazarse hasta Alemania para enfrentar al veterano campeón mundial Sturm, que casi cuadriplicaba en combates disputados al prospecto ruso. Durante los cinco primeros asaltos Chudinov plantó una pelea de igual a igual, tomando el centro del ring y descargando desde la distancia media constantes combinaciones de hooks al rostro. Sturm en respuesta jabeaba secamente o lanzaba su mano adelantada en gancho al cuerpo y cabeza. De todas formas Chudinov, que siempre ofrecía algo más que su oponente, pronto se hizo con un amplio dominio de la pelea conectando por asalto más de una decena de combos de 3 o 4 ganchos, que impactaba con tanta facilidad y soltura como si los conectase contra un saco en un entrenamiento.

Aunque estos cinco primeros rounds fueron claros para Chudinov, Sturm iría de menos a más y si en los asaltos iniciales a penas ofrecía respuesta poco a poco iría entrando en la pelea encontrando la forma de anotar con breves series de ganchos y con la derecha directa aislada. Así, alcanzado el ecuador del enfrentamiento, Sturm se haría con un par de rounds, en los cuales, aprovechando una disminución de la intensidad y de la frecuencia de golpeo del boxeador ruso, acertaría con combinaciones de ganchos, directos en corto, uppercuts y con el hook de izquierda repetido arriba y abajo.
 

Ante esta reacción de Sturm, Chudinov respondería desplazándose mucho más, utilizando sus rectos en 1-2, marcando el jab y acortando sus combinaciones de hooks a la cabeza, tras las cuales ahora se marchaba para continuar caminando. Esta táctica del boxeador visitante se traduciría en una neutralización de Sturm, que nuevamente disminuiría el número de golpes, por lo que Chudinov seguiría haciéndose con los asaltos por volumen de puños. Aunque el encaje de Sturm, que tan solo ha perdido un combate antes del límite en todas su carrera, es muy notable y seguía persiguiendo y avanzando en persecución de su oponente pese a los numerosos golpes, la notable pegada de Chudinov se tradujo en un inevitable desgaste del boxeador alemán, que en el final del noveno asalto tocaría con su guante la lona a consecuencia de un directo de su oponente. Con todo, el árbitro no realizó cuenta estimando que la caída no había sido a consecuencia de un golpe o que estaba el mismo fuera de tiempo.

Finalmente en los tres últimos asaltos, aunque Sturm estaba tocado y se vio llevado contra las cuerdas, «The Fighter» tiraría de coraje y de experiencia para contragolpear duramente con el hook de derecha, con combos breves por dentro y derechas en corto, que pese a no valerle los asaltos le permitieron recuperar la iniciativa y demostraron su valentía y resistencia. Tras un doceavo asalto en el que Chudinov gestionó la distancia y volvió a marcar la diferencia con sus combinaciones, el combate llegaba a su fin, con lo que las cartulinas de los jueces otorgarían el título mundial WBA vacante del peso supermedio.

Pese a la valentía de Sturm y a que conectó buenas manos en casi todos los asaltos, Chudinov, exceptuando dos rounds intermedios, controló la pelea anotando constantemente sus terribles combinaciones de hooks. Por ello la puntuación de Bastión Boxeo es de 118-110 a favor de Fedor Chudinov. Para dos de los jueces el combate estuvo mucho más parejo, e incluso uno de ellos vio sorprendente e incomprensiblemente la victoria de Felix Sturm con una puntuación de 116-112. Pese a la decisión dividida, los otros dos jueces con tarjetas de 118-110 y 116-112 dieron merecidamente el triunfo al ruso invicto Fedor Chudinov 13(10KO)-0, que con esta contundente victoria demostraba su gran proyección.

Con tan solo 12 combates y pocas victorias destacables, el que fuera campeón mundial amateur sub 19, Chudinov, se desplazaba fuera de su país para enfrentarse a un peligroso y veterano Sturm, al que se imponía ampliamente con una gran gestión de la distancia y una difícilmente igualable frecuencia de golpeo. Proclamándose campeón mundial por primera vez en su carrera, sólo sus futuras defensas y nuevos grandes combates podrán mostrar hasta donde puede llegar, aunque habiéndose impuesto con tanta solvencia a uno de los boxeadores élite de la división su futuro puede ser brillante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *