Yazmín Rivas – Susie Ramadan (25/10/2014)

Auditorio Centenario, Gómez Palacio, México

En juego el título mundial WBC del peso gallo femenino.

Ambas púgiles comenzaron la pugna con acciones muy rápidas, en las que Ramadan entraba y salía tras lanzar combinaciones de golpes rectos, mientras Rivas conectaba golpes aislados pero potentes que llegaron a hacer tambalear a su rival por el mal posicionamiento de pies. Después de un segundo round en el que también dominó «La Rusita» Rivas lanzando largas series con muchos golpes en hook y directo, «Susie Q» ofrecía su mejor asalto de la pelea en el tercero: saliendo muy bien de la presión con un magnífico desplazamiento, contragolpeaba y golpeaba con el hook al rostro, el jab y la derecha recta. 

Parecía que este asalto comenzaría un periodo de dominio de la boxeadora australiana, asentada ya en su distancia, pero esto no se produjo, sinó que al contrario Rivas fue progresivamente imponiéndose con mas claridad. Entre los episodios 4º y 7º Rivas se anotó asalto tras asalto, porque conectaba en cada uno de ellos golpes de poder en forma de directo de derechas, croché de derechas y hook de izquierdas, que neutralizaban los débiles contragolpes de Ramadan.

Ejemplo de esto es el séptimo round, en el cual Ramadan lanzó un considerable número de golpes, pero de muy escasa potencia, impactando Rivas, en cambio, contundentes directos de derecha y uppercut de esta misma mano. El octavo asalto sería el último en el que «Susie Q» se llevaría la mejor parte, ya que en este pudo conectar mas sus golpes largos, mientras que Rivas erraba los suyos.

Los dos últimos asaltos vieron algunos intensos intercambios de golpes en la distancia corta, con Ramadan dando todo lo que le quedaba para compensar el ir por detrás en las cartulinas. Pero está distancia cerrada permitió que Rivas desarrollase un todavía mejor boxeo, llegando con el croché de derechas y el hook abajo de mano izquierda.

Los tres jueces no dieron sorpresas y otorgaron justos 98-92, 98-92, 97-93, haciéndose así Yazmín «La Rusita» Rivas 31(9KO)-8 con la victoria por decisión unánime, defendiendo su cinturón WBC. Aunque Susie Ramadan 23(8KO)-2 se mostró disconforme con el veredicto, lo cierto es que erró su estrategia de combate, porque no podía imponerse en los asaltos con tan sólo su formidable defensa, sobre la que basó todo el enfrentamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *