Tomoki Kameda – Alejandro Hernández (1/11/2014)

UIC Pavilion, Chicago, Estados Unidos.

En juego el título mundial WBO del peso gallo.

Desde el inicio del combate hasta la mitad de la pelea el encuentro estuvo caracterizado por la falta de actividad del «Payasito» Hernández (algo que resultaría muy importante en el resultado final), cosa que permitió cierto dominio del campeón Kameda que podía desarrollar sin trabas su boxeo de velocidad. Así el japonés «Mexicanito» atacaba con jab, derecha recta o hook de izquierda arriba y abajo, anotándose los rounds pese a que sus manos no eran muy numerosas. Hernández, pese a ser el aspirante, se mostraba expectante, retrocediendo hasta las cuerdas ante las ofensivas de su rival y no lanzando demasiadas manos, las cuales solían estrellarse en la guardia de Kameda. Éste incluso se permitía brevemente entrar en la distancia corta para intercambiar golpes, evitando los curvos de Hernández retrocediendo con un paso atrás después de su ataque o simplemente ballesteando. 


El «Payasito», que había mostrado cierta reacción en el cuarto y el sexto asalto, materializó un cambio de tendencia con un gran séptimo asalto, en el que alcanzaba la distancia corta y conectaba su hook de izquierda arriba, además de realizar un buen boxeo cambiando de guardia, marchándose y contragolpeando con el croché de izquierda. A partir de este episodio la pelea estuvo mas cerrada, teniendo Kameda que recurrir al boxeo de desplazamiento para evitar el cruce. De este modo, desde el 8º asalto hasta el final la pelea oscilaba entre el técnico boxeo del púgil japonés (destacando su croché de derechas) y la pelea en corta llegada por la presión de Hernández, (que utilizaba una buena derecha recta y hook abajo). 

El doceavo asalto se convirtió en el asalto más emocionante, ya que ante un Kameda un tanto cansado y con un considerable corte e inflamación en el párpado izquierdo, Hernández aumentaría más su presión para buscar el knockout, dándose algunos duros intercambios de golpes, pero el KO no llegó.

Las puntuaciones de los jueces decidirían la pelea, y éstos dieron una victoria por decisión dividida a Tomoki Kameda 31(19KO)-0 con cartulinas 115-113, 115-113, 113-115. Así, en un interesante combate el japonés defendió su título por tercera vez, demostrando que además de su gran técnica y boxeo de desplazamiento puede buscar el intercambio de golpes, algo que no le beneficiaba y que probablemente buscó para agradar mas al público. 

Alejandro «Payasito» Hernández 28(15KO)-11(1)-2 debió en mayor medida el resultado negativo a su falta de actividad y frecuencia de golpeo en la primera parte de la pelea, ya que si hubiese mostrado la tenacidad de los últimos asaltos en los primeros, podría haber puesto al invicto Kameda en serios apuros.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios