Takashi Uchiyama – Israel Héctor Pérez (31/12/2014)

Ota-City General Gymnasium, Tokio, Japón.

En juego el título mundial WBA del peso superpluma.

Durante la primera mitad de la pelea el esquema táctico se desarrolló con el campeón Uchiyama, que basaba casi todo su combate en un efectivo y constante uso del jab, golpeando con sus golpes rectos desde la distancia larga a un Pérez que trataba de salvar la distancia entre ambos y conectar con curvos en la distancia corta. De forma intermitente conseguían imponer sus respectivos planteamientos estratégicos, pero era el púgil japonés quien solía desarrollar el combate en la distancia idónea, consiguiendo conectar las manos mas potentes en 1-2, croché de derechas y directo. Pese a ello «Cachito» Pérez presionaba con intensidad, en ocasiones fijando y llegando de forma repetida y contundente, trabajando al cuerpo o con poco ortodoxos pero potentes crochés. De esta manera el combate estaba considerablemente parejo, siendo principalmente el férreo y veloz jab de «KO Dynamite» el que podía marcar la diferencia.


Pero a partir del sexto episodio el combate comenzó a decantarse de forma más notable a favor del boxeador local. El signo del combate cambió definitivamente primero por la disminución de un punto a Pérez por reiteración en golpes bajos y después por un apreciable desgaste del argentino y una mayor intensidad en el despliegue ofensivo de Uchiyama. Pérez siguió lanzando, aunque con menos continuidad, llegando a derribar a su adversario en el octavo round con un directo al cuerpo, caída que no fue contabilizada por producirse a la vez que un pisotón del argentino. Pese a ello Uchiyama llegaba cada vez de forma más clara y contundente tanto con su martilleante directo de derechas como con uppercut de izquierdas, así como en combinaciones de ambos. Después de un noveno asalto en el que se pudo apreciar el desgaste físico del valiente Pérez, en el décimo asalto este ya no saldría de su esquina, haciéndose por ello Takashi «Ko Dynamite» Uchiyama 22(18KO)-0-1 con la victoria por abandono.

Así el invicto japonés (una de las principales estrellas del boxeo de este país) suma su novena defensa del título WBA conseguido en enero de 2010, estableciéndose firmemente como el campeón del peso superpluma más sólido, tanto por su número de defensas como por el nivel de adversarios enfrentados en esta división, en la que siempre ha militado. Por ello Uchiyama debería pensar en afrontar una unificación de coronas contra Miura, Barthelemy o Salido que demuestre quien es el mejor en este peso, aunque combates contra formidables boxeadores como Mikey García, Adrián Estrella o Francisco Vargas podrían resultar muy interesantes y podrían valerle gran prestigio y dinero.

Suscríbete
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios