Ruslan Provodnikov – José Luís Castillo (28/11/2014)

Luzhniki, Moscú, Rusia. Peso Welter.


El púgil local Provodnikov comenzó la pugna presionando fuerte, atacando con hooks arriba con ambas manos y con un repetido croché de derechas, mientras que Castillo trataba de caminar el ring utilizando el jab, el croché y el hook abajo de mano izquierda para contragolpear o inutilizar la ofensiva rival. En el segundo round el combate dio un ligero aumento de intensidad, produciéndose algunos intercambios de golpes, aunque no demasiado intensos, en los que ambos se alcanzaron con crochés y hooks al cuerpo.


Castillo dejaba ver su amplia experiencia en su destreza y sutileza en el golpeo, haciendo parecer fácil el boxeo, llegando claramente a su rival con croché de derechas, uppercut o con un simple pero efectivo jab. Provodnikov, en cambio, fiel a su estilo, avanzaba más frontal buscando llegar con golpes curvos. «El Temible» cometía como principal error detener su desplazamiento y aceptar el cruce de golpes, siguiendo también con su característico boxeo corajudo. Pero pese a ello, Castillo ofrecía notable resistencia, aprovechando la excesivamente abierta guardia de Provodnikov para alcanzarlo de manera recta cuando este entraba, provocando un enrojecimiento en el rostro del púgil ruso y una inflamación en uno de sus ojos, claramente visible desde el cuarto episodio.

Con todo, desde finales del tercer episodio, y especialmente durante el cuarto, Provodnikov comenzó a mermar a Castillo con duros directos de derecha y secos crochés con ambas manos. Llegados al quinto el ruso conectó un duro hook de izquierda al rostro que dejó un tanto tocado a su rival, pasando entonces Provodnikov a buscar el knockout con directo y croché. Castillo, como no podría ser de otro modo en un campeón de su talla, respondía con hook y croché, pero el local acabaría por derribarlo tras un croché de izquierda y un directo. Aunque el mexicano se levantaría valientemente una serie de hooks y rectos llevarían al árbitro a detener la pelea.

Cuando el combate finalizó y ambos eran atendidos por sus equipos, Provodnikov 24(17KO)-3 se aproximó al «Temible» Castillo 66(57KO)-13(8)-1 y le felicitó por su bravura y su gran combate. Y es que pese a no estar en su mejor momento deportivo, Castillo hizo todo lo que pudo contra un rival que está en la cumbre de su carrera. Tras este enfrentamiento que satisfizo al público ruso, Provodnikov podría afrontar en los próximos meses un combate contra algún gran rival como parte de una de las esperadas veladas de primavera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *